Régimen calla sobre solicitud de visita consular para la periodista Lucía Pineda Ubau

Pese a las múltiples solicitudes por parte del consulado de Costa Rica para realizar una visita consular en la prisión a la periodista Lucía Pineda Ubau, el régimen de Daniel Ortega no ha respondido

El régimen de Daniel Ortega sigue sin responder a las múltiples solicitudes del Consulado de Costa Rica en Nicaragua para permitir una visita consular a la periodista Lucía Pineda Ubau, quien está en la cárcel desde el 21 de diciembre de 2018.

La periodista fue detenida junto con el dueño del canal 100 % Noticias, Miguel Mora, ambos acusados de “proposición, provocación y conspiración para cometer actos de terrorismo”.

Óscar Camacho, cónsul costarricense en Nicaragua, expresó que “hemos cumplido con lo que está a nuestro alcance, que es solicitarle en reiteradas ocasiones al Ministerio de Gobernación, que es nuestro enlace con las instituciones nicaragüenses, la autorización para una visita consular, la cual a la fecha no ha habido respuesta”, expresó el diplomático.

Este pasado lunes, el ministro de Relaciones Exteriores de Costa Rica, Manuel E. Ventura, reiteró su solidaridad y el acompañamiento en el proceso que enfrenta la periodista, a su madre doña Lucía Ubau y a su tío Alejandro, ambos se reunieron con el canciller.

Lea además: Lucía Pineda Ubau, la periodista encarcelada por la dictadura orteguista

Después que la Policía Orteguista (PO) apresó a la periodista, se volvió a ver su rostro por medio de un video que realizó la comisión de diputados del Parlamento Europeo que visitó el país el 23 de enero.

Pineda se ha mostrado firme ante los interrogatorios a los que ha sido sometida, también ha tenido que soportar las terribles condiciones del encarcelamiento. Al no contar con un servicio higiénico en la celda, ha tenido que hacer sus necesidades fisiológicas en un papel, sostenido con una de sus manos y luego depositarlo en una bolsa, relató días atrás su abogado Julio Montenegro.

Antes que Lucía fuera apresada y la televisora donde se desempeñaba como jefa de prensa ocupada por efectivos de la PO, había denunciado el constante asedio policial al que era sometido el canal, incluso ella misma increpaba a los agentes para que respondieran sobre su actuar contra el medio de comunicación.

Lea además: Saña orteguista contra los periodistas Miguel Mora y Lucía Pineda Ubau