Jefe de gabinete de Luis Almagro llega a Nicaragua, pero no informa razones de su visita

"En estos momentos no puedo hablar. Ya habrá momento de hablar con la prensa, por favor", reaccionó nervioso Gonzalo Koncke

Gonzalo Koncke, jefe de gabinete del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, llegó este miércoles en la noche a Nicaragua y al ser abordado por LA PRENSA el jueves, no quiso adelantar la agenda de trabajo que los trae de regreso al país.

“En estos momentos no puedo hablar. Ya habrá momento de hablar con la prensa, por favor, comprenda”, reaccionó el funcionario de la OEA.

Lea además: Grupo de Trabajo de la OEA sigue operando a favor de una solución a la crisis de Nicaragua

Koncke se hacía acompañar por dos funcionarios más, entre estos Luis Ángel Rosadilla.

Sin embargo, la tarde del jueves en el momento que Koncke regresaba al hotel capitalino donde se hospeda y pese a ser abordado nuevamente por LA PRENSA, guardó silencio.

También: Luis Almagro: “El diálogo debe ser para negociar la salida de la dictadura de Maduro”

No obstante, se observó en su mano izquierda un documento oficial de la Cancillería de la República, lo cual permite suponer que venía de reunirse con autoridades del gobierno del régimen de Daniel Ortega, quien tiene por costumbre manejar la función pública en secretismo.

En julio pasado, Koncke dijo confiar en que el Gobierno de Nicaragua acepte e implemente las recomendaciones de la resolución del Consejo Permanente de la OEA que se adoptó para buscarle una salida electoral y pacífica a la crisis.

Puede leer además: Presidente del Parlamento Europeo advierte de «medidas», si Daniel Ortega no cesa la represión

Entre las recomendaciones estaban el desarme de los grupos paramilitares y las reformas electorales para un adelanto de las elecciones.

Simultáneamente se reactiva Grupo de Trabajo

Previo a la llegada de Koncke a Nicaragua, el Grupo de Trabajo del Consejo Permanente de la OEA retomó junto a Almagro, la agenda de trabajo para continuar monitoreando la crisis que el país vive y que ha dejado centenares de muertos, miles de heridos, centenares de presos políticos y más de cincuenta mil ciudadanos que tuvieron que abandonar Nicaragua, huyendo de la represión estatal.

Le puede interesar: Hijo de Roberto Clemente pide se suspenda serie entre Nicaragua y Puerto Rico

“El Grupo de Trabajo del Consejo Permanente para Nicaragua se reúne para dar seguimiento a las actividades desarrolladas, recibir la presentación del secretario general y analizar los próximos pasos”.

Así anunció la reunión del miércoles pasado la representación de Argentina en su cuenta de Twitter, acompañada de una fotografía del encuentro sostenido con Almagro.

¿Diálogo será retomado en marzo?

Fuentes ligadas a la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), quienes han sido mediadores y testigos del Diálogo Nacional que el mismo Ortega suspendió, revelaron a LA PRENSA que ya “iniciaron las bases” entre varios sectores, que incluyen al gobierno, al representante del papa en Nicaragua y del sector empresarial, con el fin de retomar el Diálogo Nacional posiblemente para el mes de marzo.

También lea: Desertan siete agentes de la Policía Orteguista en Madriz

“Ya iniciaron las bases para retomar el diálogo, solo hay que tener un poco de paciencia, pero sí ya estamos trabajando en eso”, expresó un miembro de la CEN.

Recientemente una fuente cercana al papa Francisco también confió a LA PRENSA en Panamá que efectivamente la diplomacia del Vaticano estaba en contacto con el gobierno del dictador, Daniel Ortega, y que este ya había mostrado voluntad para darle reanudación al diálogo iniciado en mayo pasado y que fue cancelado por el mismo Ortega en junio, en medio de una crisis sociopolítica y de violencia estatal en el país.

“El Vaticano está trabajando para que la crisis de Nicaragua se solucione de una manera civilizada y eso va a ser muy pronto”, expresó la fuente cercana al pontífice.

Señales de Ortega ante presiones

Carlos Tünnermann, miembro del Diálogo Nacional, expresó que la visita de Koncke podría tener dos causas, las cuales las interpreta como “señales de Ortega” ante las presiones que le viene haciendo Estados Unidos a su aliado de Venezuela, el dictador Nicolás Maduro.

“Con la visita del señor Koncke se podrían asumir dos indicios: uno, que podría haber indicios de una intención de reanudar el diálogo con alguna forma de participación de la OEA, ya que ellos habían anunciado que tenían todo un trabajo para la reforma electoral y el adelanto de las elecciones; y el otro indicio podría ser que el régimen podría reactivar el convenio con la OEA para dar paso a las reformas electorales y que también Ortega lo incumplió”, dijo Tünnermann.

LA OEA “golpista”

El régimen de Ortega y la Organización de Estados Americanos (OEA) firmaron en febrero del 2017 un memorando de entendimiento en el que el gobierno orteguista se comprometió a cooperar en las áreas político-electoral e institucional por los próximos tres años.

El gobierno de Ortega jamás cumplió con lo acordado en ese memorando, y a raíz de la crisis la suspendió y luego el dictador acusó a la OEA de “golpista”.