El 24 de febrero será operado joven que sufrió tortura y perdió un testículo en Jinotega

El joven Bryant Cruz, quien fue capturado por la Policía Orteguista en agosto de 2018 y sometido a una brutal tortura al punto de perder un testículo, será operado el próximo 24 de febrero en el hospital de Jinotega.

Tortura en Nicaragua

Policías y paramilitares atacaron los tranques hasta quitarlos. LAPRENSA/ARCHIVO

El joven Bryant Cruz, quien fue capturado por la Policía Orteguista en agosto de 2018 y sometido a una brutal tortura al punto de perder un testículo, será operado el próximo 24 de febrero en el hospital de Jinotega.

Cruz es acusado de participar en los tranques que se pusieron en esta ciudad y que fueron levantados a punta de bala en las denominadas “operación limpieza”, ejecutadas entre policías y paramilitares.

Esperanza Rostriguí, madre de Cruz, explicó que producto de la vejación, tiene que hacer sus necesidades fisiológicas en bolsa y que pese a la situación dramática de su hijo sigue preso en Jinotega.

“Quienes le hicieron eso fueron policías de Pueblo Nuevo pero ellos dicen que fue él mismo quien se torturó. Yo quiero justicia”, dijo Rostriguí vía telefónica a LA PRENSA.

Este caso en su momento fue denunciado por los familiares de Cruz en la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), misma organización que ha reconocido que los presos políticos son tratados con saña por el régimen de Daniel Ortega.

Cruz fue capturado en la comunidad El Dorado, Jinotega. Fue herido de bala en una pierna y posteriormente trasladado a Pueblo Nuevo, donde lo torturaron. Le taparon la boca y empezaron a meterle cuchillos en sus partes íntimas. Luego, tirado en el suelo y saltaron encima.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: