Presos políticos en La Modelo reciben golpizas dos días seguidos

Los presos políticos trataron de defenderse de la paliza con lo que tuvieron a su alcance: pelotas de jabón y bolsas de pinolillo y avena

Los presos políticos ubicados en la Galería 16-1 del Sistema Penitenciario Nacional Jorge Navarro, conocido como La Modelo, han sido víctimas de dos brutales golpizas de parte de custodios de dicho penal en menos de 24 horas. La primera fue la madrugada del 18 de febrero y la segunda la madrugada del 19, denunció el abogado Julio Montenegro en la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).

De la primera paliza también fueron víctimas los reos de la Galería 16-2. Esta fue denunciada por la abogada Yonarqui Martínez y las madres del Comité de presos políticos. De esta golpiza aún se desconoce el paradero del universitario Levis Artola Rugama.

La más reciente agresión fue supuestamente perpetrada por oficiales vestidos de negro, quienes les tiraron gas pimienta a las celdas y los golpearon con el bastón policial, según manifestaron a Montenegro los privados de libertad que llegaron a los juzgados.

Se defendieron con jabones y bolsas de pinolillo

Los presos políticos trataron de defenderse de la paliza con lo que tuvieron a su alcance: pelotas de jabón y bolsas de pinolillo y avena.

Puede leer: Irlanda Jerez denuncia que hay un plan para matarla en la cárcel

Como resultado del brutal ataque, unos 30 presos políticos quedaron heridos e incluso se habla de varios desaparecidos, porque se los llevaron de la celda y no se sabe qué ocurrió con ellos, manifestó el abogado Montenegro.

El origen de la agresión del 19 fue presuntamente porque los autoconvocados entonaron el himno nacional de Nicaragua y utilizaron elementos alusivos a la bandera de Nicaragua, lo que molestó a los custodios.

Hasta diciembre de 2018 se contabilizaban unos 765 reos políticos del régimen de Daniel Ortega. Unos ya están sentenciados y otros están en trámite de juicio.  Las madres de presos políticos están preocupadas porque temen por las vidas de sus hijos.