Asesinato de autoconvocado queda impune con dos condenados sin pruebas en Nicaragua

Víctor Manuel Díaz Pérez y Franklin José Quintero Armas fueron condenados a 22 años y seis meses de cárcel por el asesinato del autoconvocado Denis Madriz Obando. La defensa asegura que no se probó la culpabilidad de ambos

El cadáver de Denis Madriz Obando fue enterrado este jueves en el Cementerio Periférico de Managua. LA PRENSA/Jader Flores

El Juez Quinto Distrito Penal de Juicio de Managua, José Alfredo Silva Chamorro condenó a Víctor Manuel Díaz Pérez y Franklin José Quintero Armas a 22 años y seis meses de cárcel por el asesinato del autoconvocado Denis Madriz Obando, aunque su defensa, Arnulfo López considera que no hubo averiguación de la verdad y el crimen quedó impune con dos inocentes presos.

A Díaz Pérez lo condenaron por asesinato y portación ilegal de armas de fuego y a Quintero Armas, por cómplice de ambos delitos.

Según la sentencia judicial, se condenó a ambos a nueve meses y 75 días de multa equivalentes a 4,679.25 por portación ilegal de arma de fuego, pero por existir concurso medial (una acción lleva a la otra) se unifican las penas, y los procesados solo cumplirán la pena mayor, que contiene a la menor.

El abogado López insistió que a juicio no llegó ninguna prueba que involucrara a los dos muchachos en el crimen del autoconvocado Denis Madriz, quien fue baleado a eso de las 2:30 de la madrugada del 30 de septiembre de 2018, en una calle del barrio Largaespada, en Managua.

“Fueron condenados sin pruebas”, insistió López, quien trabaja con la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH)

El único que señaló en juicio a Díaz como el autor del crimen fue un vigilante, quien observó a dos personas que se alejaban de espaldas y aseguró que una de ellas era el acusado Víctor, porque lo conoce “desde pequeño”.

Denis Madriz recibió un impacto de bala que le causó un hueco en el tórax y le encontraron ocho perdigones (balines esféricos) en el pulmón izquierdo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: