Orteguistas agreden a diputadas que exigieron la libertad de las presas políticas en la Asamblea Nacional

Mientras las diputadas liberales protestaron con una pancarta, trabajadoras de la Asamblea y sindicalistas las abuchearon y llamaron "golpistas". Un trabajador les arrebató la pancarta

La sesión por el Día Internacional de la Mujer se convirtió este miércoles en una trifulca verbal en el hemiciclo de la Asamblea Nacional, debido a las agresiones que hicieron simpatizantes orteguistas contra las diputadas liberales que protestaron con una pancarta exigiendo libertad para las presas políticas de la dictadura.

A gritos de «libertad, libertad, libertad «para las mujeres secuestradas por la dictadura por participar en las protestas los legisladores liberales se tomaron el plenario, sin embargo, los grupos de trabajadoras de la Asamblea y sindicalistas orteguistas que fueron invitadas a la sesión las abuchearon y llamaban «golpistas». Los momentos de tensión se vivieron por unos 20 minutos.

Lea además: Familiares de presas políticas demandan que el Sistema Penitenciario les informen sobre el estado de salud de las reas en huelga de hambre

Un joven, que al parecer era trabajador de la Asamblea, violó el perímetro de seguridad del hemiciclo de los diputados y les arrebató la manta donde se leía «libertad para las presas políticas» a las diputadas María Fernanda Flores y Rosa Argentina Navarro cuando estas la extendían al centro del plenario. Mientras los grupos de mujeres comportándose como las turbas orteguistas gritaban «fuera, fuera» e insultaban a los diputados.

Puede leer: Erika Guevara Rosas: “La impunidad por estas graves violaciones a los derechos humanos continúa”

Tras la agresión, los liberales decidieron retirarse de la sesión. En momentos se les vio a los directivos Gustavo Porras y Maritza Espinales animar a los grupos sindicalistas a abuchear a las mujeres liberales.

Pero la trifulca no evitó que las orteguistas Irma Dávila, presidenta de la Comisión de la Mujer y la primer vicepresidenta, Maritza Espinales, dieran sus discursos centrados en repetir los supuestos logros de las mujeres con la dictadura de Daniel Ortega.

También: Sindicalistas de la Asamblea se arreglan con Gustavo Porras en torno al convenio colectivo

El presidente de la Asamblea al finalizar la sesión en lugar de cuestionar la agresión a las legisladoras lo justificó diciendo que fue porque «un trabajador se sintió ardido». Porras dijo que «primero nos vamos toda la bancada y la junta directiva» que antes despedir al trabajador de la Asamblea que violó la seguridad para arrebatar la manta a las diputadas.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: