Organización a la que pertenece el pastor invitado al diálogo fue creada después del 18 de abril

Una fuente aseguró a LA PRENSA que los representantes de la dictadura en la mesa de diálogo fueron quienes hicieron la propuesta de invitar a los Pastores Unidos por la Nación

Los pastores darán respuesta este fin de semana a la invitación para participar en el Diálogo Nacional. LA PRENSA/E.CHAMORRO

La organización Pastores Interdenominacionales Unidos por la Nación, a la que pertenece el pastor invitado para participar como testigo y acompañante en el Diálogo Nacional, fue creada después del 18 de abril, cuando comenzó la crisis por la represión policial y paramilitar contra las protestas civiles.

Aun así, esta organización nunca ha denunciado las violaciones a los derechos humanos ni la represión estatal que dejó entre 325 y 535 muertos, según diferentes reportes de organismos de derechos humanos.

Una fuente de la Iglesia evangélica aseguró a LA PRENSA que los representantes de la dictadura de Daniel Ortega en la mesa de diálogo fueron quienes hicieron la propuesta de invitar a los Pastores Unidos por la Nación, como contraparte de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), integrada por obispos de la Iglesia católica.

El coordinador del cuerpo de pastores es el reverendo Jorge Ulises Rivera, a quien se le envió la invitación. Rivera es poco conocido a nivel nacional, pero algunos de sus colegas lo califican de un “buen hombre”.

LA PRENSA conoció que estos pastores fueron organizados desde la secretaría del partido gobernante, que también es la residencia de Ortega y su pareja y cogobernante, Rosario Murillo.

Otro dato que reveló la fuente es que “esta organización está compuesta por un grupo cerrado de pastores que obviamente tienen representatividad en la Iglesia evangélica, pero no están representando a toda la Iglesia evangélica”.

La tesis es que dicha representación de pastores es para hacerles un contrapeso a los obispos de la Iglesia católica, a quienes Ortega calificó de golpistas en medio de la crisis, por demandar el cese de la represión contra las protestas.

“Estos pastores de seguro que sus voces serán para favorecer al Gobierno”, manifestó la fuente.

En total, son 12 los pastores que integran esa nueva organización.

Entre las denominaciones que la integran están la Alianza Evangélica, Asambleas de Dios, Consejo de Iglesias Evangélicas de Nicaragua, entre otras.

Otros de los pastores de la nueva organización son Roberto Rojas, pastor de Asambleas de Dios; el pastor Arsenio Herrera, presidente de Comunidad Hossana; Félix Hernández, presidente de la Convención Bautista de Nicaragua; el pastor Augusto César Marenco; el pastor Mauricio Fonseca, presidente de la Alianza Evangélica, entre otros.

Diálogo Nacional con presencia religiosa

La crisis que vive el país desde el 18 de abril obligó al gobierno de Daniel Ortega a sentarse a dialogar con los sectores de la oposición, para buscar una salida pacífica y negociada.

El primer intento de diálogo fue entre mayo y junio del año pasado, pero se suspendió porque Ortega se negó a detener la represión contra las protestas civiles.

La segunda etapa del diálogo inició el 27 de febrero. Los interlocutores, representantes del Gobierno y sectores opositores agrupados en la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, acordaron invitar como testigos y acompañantes a los obispos de la Conferencia Episcopal y a Pastores Interdenominacionales Unidos por la Nación.

Este viernes se espera que ambas organizaciones respondan a la invitación.