Por qué varias culturas en la antigüedad le tenían pavor a las habas

El historiador de la antigua Grecia Heródoto contaba que los sacerdotes egipcios ni siquiera las miraban, y mucho menos se las comían

10/03/2019

La Vicia faba fue asociada con la muerte. WELLCOME IMAGES

En todas partes se cuecen habas…aunque no siempre fue así. En la antigüedad, la legumbre fue rechazada en ciertos círculos porque se creía que poseía propiedades sobrenaturales.

Y, curiosamente, la medicina después mostró que había algo de sabiduría en ese rechazo, aunque las razones no eran tan mágicas.

Todo ocurrió de la región del Mediterráneo que, hasta donde sabemos, es de donde proviene la Vicia faba, y en la que la historia de su domesticación se remonta al milenio XI a.C., cuando la humanidad estaba pasando la Edad de Piedra.

Lo sorprendente es que era precisamente en esa región donde había más gente a la que las habas podían perjudicar.

Las almas de los muertos

Efectivamente, a pesar de ser un elemento tan presente en varias de las cocinas de todo el mundo, siendo la tercera leguminosa de grano de alimento más importante después de la soja y el guisante, chicharro o arveja, su imagen positiva es relativamente reciente.

Habas cocinadas

Algunas interpretaciones sobre el rechazo a las habas dicen que era porque se parecían a los testículos; otras, por su semejanza a los fetos. Getty Images

En Egipto, donde el plato nacional es el medame (literalmente, “habas enterradas”), en la época de los faraones se consideraban impuras y se usaban para alimentar a los esclavos.

El historiador de la antigua Grecia Heródoto contaba que los sacerdotes egipcios ni siquiera las miraban, y mucho menos se las comían.

Así, varias de las civilizaciones de la cuenca del Mediterráneo tuvieron una relación de amor y odio con las habas.

Pero fue en la Grecia del siglo VI a.C. donde se dio la prohibición que más ha intrigado y ha sido objeto de más especulación: la que provino del matemático y filósofo Pitágoras.

Pitágoras rechazando la planta Vicia faba

¿Por qué tal rechazo a las humildes habas? NGA Images

“Absténgase de consumir habas”

Pitágoras de Samos (c. 580-c. 500 a.C.), el del teorema, fundó una escuela en la que los estudiantes llevaban una vida estructurada de estudio y ejercicio.

Durante sus viajes por Egipto y Persia, el filósofo había explorado las ideas del más allá y había concluido que, siguiendo ciertas reglas en la vida para perfeccionarse, se podía lograr la inmortalidad.

Entre esas reglas, estaba el veto a las habas; que se sepa, nunca dio ninguna explicación a nadie que no fuera miembro de su escuela, y esos pitagóricos preferían la muerte a revelar cualquier secreto.

Desde entonces, varios trataron de adivinar las razones de tal aversión.

El autor romano Plinio registró una de las interpretaciones que circulaban: los seguidores de Pitágoras creían que las habas estaban conectadas a Hades, el dios griego de los muertos y el inframundo. Las manchas negras de sus flores y los tallos huecos de las plantas servían como escaleras para las almas humanas y estaban asociadas con la reencarnación.

Flores de la Vicia faba

Esas manchas negras de las flores… Getty Images

El romano Diogenes Laertius escribió algo similar.

La idea era que los muertos enterrados liberaran sus almas bajo tierra en forma de gas, que era absorbido por las almas a medida que crecían. Si comías habas, estarías digiriendo esas almas en forma de viento.

Al poeta Horacio todo eso le pareció gracioso y se refería burlonamente a las habas como “los familiares de Pitágoras”.

Y si a ti lo que te causa gracia es alguna asociación alternativa con ese gas, no estás lejos de otra teoría, presentada por el romano Marcus Cicerón en su libro “Sobre adivinación”:

Platón, por lo tanto, nos pide que vayamos a dormir en tal condición corporal que nada pueda confundir o perturbar nuestras mentes. Se piensa que también por esa razón los pitagóricos tenían prohibido comer habas, un alimento que produce gran flatulencia, lo que es perturbador para quienes buscan calma mental“.

Griego durmiendo

No eran aconsejables para los filósofos, que necesitaban silencio para pensar y dormir, algo difícil de lograr tras un buen plato de habas. Getty Images

Entre las explicaciones, hay hasta una política.

Las habas eran utilizadas en la antigua Grecia para votar: las blancas representaban “sí”, y las negras, “no”.

Lo que Pitágoras le habría querido decir a sus discípulos era que no se metieran en la política o el gobierno y que se abstuvieran de las intrigas de la política pues eran antagónicas a las actividades de un filósofo.

Hay muchos otros razonamientos, incluso de lumbreras como Aristóteles, pero con el correr de los siglos surgió una explicación más científica.

En el Mediterráneo

A finales del siglo XIX y principios del XX, los médicos comenzaron notar que, tras comer habas frescas, algunas personas sufrían una enfermedad repentina que en algunos casos conducía rápidamente a la muerte, como dice J. Meletis en su artículo “Favismo: Una breve historia del ‘abstenerse de habas’ de Pitágoras al presente”.

Los primeros informes modernos de esta enfermedad se remontan a la década de 1840, pero tomó algunas décadas establecer que existía un vínculo entre la Vicia faba y la anemia hemolítica.

cultivo de habas

El sólo pasar cerca de un cultivo de habas pone en peligro a quienes sufren de favismo. Getty Images

Se trataba de una anomalía hereditaria de la enzima de células rojas, conocida como deficiencia de glucosa-6-fosfato deshidrogenasa (G6PD) o favismo o fauvismo.

El favismo se encuentra en todo el mundo, pero es más frecuente en el Mediterráneo.

Los glóbulos rojos de las personas con favismo carecen de G6FD, una enzima necesaria para descomponer el péptido glutatión, que es el principal antioxidante de las células y ayuda a protegerlas.

Dado que esta sustancia está presente en las habas, la exposición a las habas o incluso su polen puede desencadenar fiebres, ictericia, anemia hemolítica y la muerte.

Malditas para unos, benditas para otros

Es posible que nunca sepamos la verdadera razón detrás de la aversión al haba de Pitágoras.

Sin embargo, aunque no supiera todo lo que sabemos hoy, no se debe subestimar el poder de la observación.

Después de todo, reglas que podrían haber parecido incongruentes, acabaron teniendo su justificación, como la prohibición de comer cerdo entre los antiguos semitas, quienes probablemente notaron que la carne del cerdo causaba una enfermedad grave (la triquinosis).

Pero hay otro giro interesante en esta historia, que brota de la pregunta: por qué los habitantes de regiones afectadas por el favismo continuaron cultivando y comiendo algo potencialmente perjudicial.

Habas

Para otros, eran protectoras. Getty Images

Quizás por su relación con otra enfermedad.

Algunas áreas del Mediterráneo donde se cultivaron habas también tuvieron una alta incidencia de malaria.

Los científicos notaron una correlación entre el consumo de esa legumbre y la prevalencia de la enfermedad.

Descubrieron que las habas contenían compuestos químicos similares a los medicamentos a base de quinina que se usan para tratar la malaria.

Así que comiendo habas, creaban un ambiente hostil dentro del cuerpo para la malaria.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=-O7sw3Pe5TI

https://www.youtube.com/watch?v=aAOwuXeDGMg

...
Comentarios

Apegados a la libertad de expresión y a las políticas de privacidad, www.laprensa.com.ni modera los comentarios. Para publicar un comentario más rápidamente debe iniciar sesión con su cuenta en Google o Facebook. No se publicaran comentarios que contengan expresiones ofensivas, imputaciones de delito, acusaciones personales o que inciten a la violencia. Solo se publicarán aquellos comentarios cuyo contenido esté relacionado a la nota.

LA PRENSA tampoco publicará comentarios escritos en mayúsculas o que hagan enlace hacia otros sitios webs no autorizados, y únicamente se publicará comentarios escritos en español.

Los comentarios y opiniones que expresen nuestros lectores no son necesariamente compartidos por Editorial LA PRENSA, ni la empresa se hace responsable por sus contenidos.

Se le solicita a los lectores reportar un comentario publicado que contradiga estas disposiciones a: edicion.digital@laprensa.com.ni para que sea removido.

Recientes
24/05/2019 12:00 AM

Las escamas del odio

Opinión
Las escamas del odio

La cárcel en nuestra cultura política es una “universidad” de forjar o destruir caracteres..

24/05/2019 12:00 AM

Nicaragüenses se amarran duro la faja para no perder el subsidio eléctrico en plena crisis económica

Economía
Nicaragüenses se amarran duro la faja para no perder el subsidio eléctrico en plena crisis económica

Según datos del INE, en el primer trimestre del 2019 un total de 869,137 usuarios del sistema eléctrico gozaban de subsidio, 19,957 más que en el mismo lapso de 2018..

24/05/2019 12:00 AM

Juan Sebastián Chamorro, de la Alianza Cívica: “El paro lo calificaría como un rotundo éxito”

Nacionales
Juan Sebastián Chamorro, de la Alianza Cívica: “El paro lo calificaría como un rotundo éxito”

“Con relación al tercer paro, creo que este fue más exitoso porque estuvo combinado con un paro de consumo, de no salir a la calle. Eso se demostró más y creo que en ese sentido fue más contunde..

24/05/2019 12:00 AM

La contundencia del paro nacional

Editorial
La contundencia del paro nacional

No todas las empresas independientes participaron en el paro de manera activa, pero quedó claro que lo hubieran hecho de no haber sido por las amenazas de una dictadura que ha amenazado “ir con todo..

24/05/2019 12:00 AM

Las calles llevarán sus nombres

Opinión
Las calles llevarán sus nombres

Y habrá managuas que se mudarán a vivir a la calle “Álvaro Conrado”. Y habrá también canchas deportivas y colegios con su nombre..

24/05/2019 12:00 AM

Luis Ángel Rosadilla, testigo de la OEA en las negociaciones con el régimen, sale de Nicaragua

Política
Luis Ángel Rosadilla, testigo de la OEA en las negociaciones con el régimen, sale de Nicaragua

Juan Sebastián Chamorro, miembro de la AC expresó que la salida de Rosadilla se debió a que tiene que atender un asunto familiar en Uruguay, de donde es originario...

x