Régimen de Daniel Ortega llama a miembros de la Alianza Cívica violentos, vandálicos y terroristas

En el texto, el régimen llama “grupos violentos” a los nicaragüenses y miembros de la “autollamada” Alianza Cívica que participan en las protestas sociales.

insultos

La delegación del gobierno de Daniel Ortega en las negociaciones con la Alianza Cívica. LA PRENSA/ ROBERTO FONSECA

El régimen de Daniel Ortega protestó y responsabilizó mediante un comunicado a la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, por los actos violentos del sábado en dos centros comerciales, donde ciudadanos que protestaron cívicamente y periodistas que daban cobertura fueron agredidos por la Policía Orteguista, paramilitares y turbas a fin a la dictadura.

En el texto, el régimen llama “grupos violentos” a los nicaragüenses y miembros de la “autollamada” Alianza Cívica que participan en las protestas sociales.

La arenga del régimen

“En un intento de replicar los trágicos sucesos que vivimos el año pasado, condenados por las mayorías en Nicaragua, estos individuos violentos, entre los cuales hay miembros de la autollamada Alianza Cívica, integrados a la mesa de negociación, hacen gala de discursos y actitudes ofensivas, de odio y discriminación, así como de rechazo al avance de los acuerdos que se han venido tomando en la Mesa”, explica el comunicado de la dictadura.

El régimen, autollamado Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional (GRUN), reclama “coherencia” a sus interlocutores en la mesa de negociaciones.

Lea también: Alianza Cívica acusa al régimen orteguista de incumplir acuerdos al violentar nuevamente los derechos de los ciudadanos

“La delegación del Grun ante la mesa de negociación, reclama a la Alianza Cívica, coherencia, y consistencia, con el interés supremo de las familias nicaragüenses que quieren y merecen la paz”, dice el documento emitido por Cancillería de Nicaragua.

En nombre de la delegación de la dictadura en la mesa de negociación, condenaron “los hechos de delincuencia y violencia protagonizados desde hace tres sábados, y de manera particular ayer sábado 30 de marzo”, reclama la tiranía directamente a la Alianza Cívica.

El documento del dictador señala que “desde hace tres sábados, en un reconocido centro comercial privado de Managua, un grupo de personas violentas, encapuchadas y vestidas para oportunidades mediáticas, amenazan a nuestro pueblo con los repudiados y dolorosos tranques, y con similares actos vandálicos y terroristas”.

Según la dictadura, los ciudadanos que pacíficamente se manifiestan, cuentan con sus aparatos mediáticos para exhibir su violencia: “Estas ciudadanos y su correspondiente aparato mediático, han ocupado por la fuerza, los sábados por la tarde, un Centro Comercial privado, dedicándose a insultar, atemorizar, escandalizar y agredir físicamente, a quienes visitan con sus familias, esos espacios privados de comercio y recreación”.

Más información: Unidad Nacional rechaza violencia orteguista y convoca a nuevas protestas

El documento no cita ni recoge la represión policial ni el ataque armado de paramilitares del régimen y fanáticos de la dictadura contra manifestantes y periodistas.

Tampoco hace referencia a la falta de cumplimiento del régimen a los acuerdos suscritos la semana pasada, que incluyen la violación al derecho a la protesta, al derecho a la búsqueda de información y otros derechos constitucionales pisoteados durante doce años por la tiranía de Daniel Ortega y Rosario Murillo.

“Llamamos a dejar atrás esos períodos de terrorismo, destrucción de vidas, hogares, bienes públicos y privados, de nuestra economía, del derecho al trabajo y a la vida digna de todo un pueblo”, reza el documento oficialista.
LA PRENSA intentó conocer reacciones de los miembros de la Alianza Cívica en las negociaciones, pero fue imposible contactarlos.

La mesa de negociaciones continúa este lunes, cuando las partes han acordado debatir sobre el tema de la justicia.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: