Policía y paramilitares asedian misa en memoria de manifestantes asesinados en Estelí

Los agentes y paramilitares se apostaron en las esquinas y calles de acceso a la parroquia “La Cruz de El Calvario”, donde se realizó la eucaristía que recordó a Franco Valdivia Machado y Orlando Pérez Corrales, entre otros

asesinados, Estelí

Según algunos de los asistentes, los agentes les preguntaban al salir de la iglesia que si los jóvenes que estaban en el templo andaban armados y si estos portaban banderas azul y blanco o chimbombas. LA PRENSA/William Aragón

Agentes de la Policía Orteguista (PO) y y grupos de paramilitares asediaron este domingo a familiares y pobladores que participaron en la misa en conmemoración del primer aniversario del asesinato de nueve jóvenes estelianos durante las protestas en abril de 2018. Durante la misa y tras finalizar, los agentes y paramilitares se apostaron en las esquinas y calles de acceso a la parroquia “La Cruz de El Calvario”, en Estelí.

A la eucaristía asistieron familiares, amigos y vecinos de Franco Alexander Valdivia Machado y Orlando Francisco Pérez Corrales, asesinados el 20 de abril del 2018; además de Cesar Noé Castillo Castillo, quien fue herido también de bala en esa misma fecha, pero que falleció el 12 de mayo en el hospital de Estelí.

Lea además: A un año de su muerte celebran misa en memoria de Alvarito Conrado

También se recordó en la misa a los jóvenes Dodanim Castilblanco, Cruz Alberto Obregón López, Darwing Salcedo, Mauricio López Toruño, Joan Salinas Sobalvarro y Edwin Bismark Gómez, quienes fueron asesinados por la Policía y paramilitares asalariados entre los meses de mayo y junio del 2018, en la ciudad de Estelí.

Puede leer: Padre del periodista Ángel Gahona, asesinado hace un año, sigue demandando justicia

“Ahí podés ver una camioneta blanca doble cabina cerrada y sin placas que todo el tiempo nos ha estado siguiendo. El sábado que estuvimos en el cementerio estaba esta misma camioneta con varios paramilitares encapuchados y armados con pistolas y fusiles AK, nos siguieron cuando entramos al cementerio y después cuando íbamos con rumbo a la casa”, señaló uno de los familiares de Franco Valdivia, asesinado por francotiradores apostados en el edificio de la alcaldía de Estelí.

Según algunos de los asistentes, los agentes les preguntaban al salir de la iglesia que si los jóvenes que estaban en el templo andaban armados y si estos portaban banderas azul y blanco o chimbombas. Además qué hacían dentro de la iglesia.

También: Policía Orteguista secuestra a más de 20 pobladores durante la Semana Santa en Las Segovias

En la misa, Francisca Machado, madre de Franco Valdivia  exigió a la Policía y al Poder Judicial que hagan justicia. “Que a los asesinos materiales de mi hijo los capturen y los llevan a juicio y a la cárcel, porque ellos saben quiénes fueron los que lo mataron”, apuntó Machado.

Realizan homenaje a manifestantes

Un día antes, Machado junto a sus familiares y amigos visitaron la tumba de su hijo en el cementerio municipal para recordar su memoria. Machado aseguró que a pesar de cumplirse un año de su vil asesinato las autoridades, de las cuales asegura saben muy bien quienes son los asesinos materiales de su hijo, no han hecho nada por capturarlos ni mucho menos por llevar a la justicia a los culpables. “Aquí las autoridades del departamento de Estelí saben y conocen muy bien quién mató a mi hijo, y yo los sigo responsabilizando a ellos por encubridores”, aseguró.

Franco Valdivia era estudiante del tercer año de la carrera de derecho en la Universidad Internacional de la Integración Regional de América Latina (Unival) y fue asesinado de un impacto de bala en la cabeza la noche del 20 de abril de 2018.

Lea: Policía Orteguista disparó bombas aturdidoras dentro de la catedral de Managua al finalizar viacrucis penitencial

Ese día también fue asesinado Orlando Pérez, quien egresaría como ingeniero de la carrera de Energías Renovables en la Facultad Regional Multidisciplinaria (Farem- Estelí). Recibió dos impactos de bala que impactaron su caja torácica y otro cerca de la región de la cabeza. Sus padres en el exilio no pudieron rendirle homenaje.

La ola de manifestaciones surgió el 18 de abril del 2018 a raíz de que el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo realizara reformas al Instituto Nacional del Seguro Social (INSS), aumentando las cotizaciones de los asegurados y deduciendo en un 5% las pensiones de los jubilados, entre otros cambios.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: