Estados Unidos urge a Honduras «hacer más» para prevenir la inmigración ilegal

La subsecretaria de Estado de Estados Unidos, Kimberly Breier, inició una visita a Honduras y El Salvador para, además, promover la buena gobernanza, la prosperidad, y la seguridad regional"

caravana de migrantes

Miles de migrantes centroamericanos salieron en caravana con el objetivo de llegar a EE.UU. LA PRENSA/EFE

La subsecretaria de Estado de Estados Unidos, Kimberly Breier, se reunió este lunes con el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, para urgirlo a «hacer más» para frenar la ola de migrantes indocumentados al país norteamericano, informaron fuentes oficiales. Breier inició este lunes una visita a Honduras y El Salvador «para instar a los gobiernos de esos países a hacer más para prevenir la inmigración ilegal hacia los Estados Unidos y promover la buena gobernanza, la prosperidad, y la seguridad regional», dijo el Departamento de Estado en un comunicado.

Lea además: Honduras, Guatemala y El Salvador: ¿cómo impacta el recorte de la ayuda de EE.UU. a Centroamérica ordenado por Trump?

El gobierno hondureño dio a conocer que Brier se reunió la tarde del lunes con Hernández en la casa presidencial, sin dar acceso a la prensa. Breier publicó en Twitter una foto de su reunión con el personal de la misión diplomática de Washington en Tegucigalpa, encabezada por la encargada de negocios, Heyde Fulton.

Puede leer: Donald Trump asegura que migrantes ilegales asesinan a “innumerables estadounidenses” Según el comunicado del Departamento de Estado, la subsecretaria discutirá, durante su gira, «la importancia de fortalecer las instituciones independientes que combaten la corrupción y la impunidad tanto con la administración hondureña como con la Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras» (MACCIH), creada por la OEA. Estimó que «la corrupción contribuye a impulsar la inmigración al socavar la prosperidad, la seguridad y la buena gobernanza en toda la región».

 

Hondureños, salvadoreños y guatemaltecos han migrado desde hace décadas a Estados Unidos en forma individual o en pequeños grupos, pero desde octubre pasado comenzaron a hacerlo en caravanas de miles de personas, que alarmaron al presidente Donald Trump y lo llevaron a desplegar militares en la frontera con México.

También: 23 nicaragüenses forman parte de la última caravana de migrantes rumbo a EE.UU. Los migrantes hondureños han atribuido su decisión de abandonar el país a la falta de empleo y a la violencia de pandillas y narcotraficantes que campea en las comunidades. Trump ordenó cortar la ayuda a los tres países del llamado Triángulo Norte de Centroamérica, al considerar que los gobiernos no hacen lo suficiente para frenar las corrientes migratorias.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: