Alumnos orteguistas en el Colegio Alemán defienden «su» libertad para protestar

Una estudiante sandinista dijo que se manifestó en el colegio para hacer valer su derecho “a la libertad de expresión”. El mensaje de esta estudiante fue retuiteado por dos de los hijos de Daniel Ortega, Laureano y Maurice Ortega Murillo

Colegio Alemán Nicaragüense. LA PRENSA/Roberto Fonseca

Una de las estudiantes que participó en los piquetes a favor de Daniel Ortega, en el Colegio Alemán Nicaragüense, escribió en su cuenta de Twitter que un grupo de estudiantes sandinistas del colegio privado decidió expresarse a favor del régimen para hacer valer su derecho “a la libertad de expresión”.

Esto, “después de aguantar un año de provocaciones políticas e insultos personales”.

Le puede interesar: Ernesto Medina: “Manipular a niños es un crimen”

En el Colegio Alemán Nicaragüense estudian los nietos del dictador. En el último año, el país ha vivido una grave crisis de derechos humanos, provocada por la represión estatal contra la ciudadanía que protestó en las calles, a raíz de una inconsulta reforma a la seguridad social.

Retuiteado por los Ortega Murillo

El mensaje de esta estudiante fue retuiteado por dos de los hijos de Daniel Ortega, Laureano y Maurice Ortega Murillo, así como por otros simpatizantes del partido de gobierno.

La misma alumna se ufanó de que “nosotros no ocultamos nuestros principios. ¡Somos orgullosamente sandinistas!”.

Lea además: Colegio Alemán Nicaragüense rechaza propaganda del Frente Sandinista en sus instalaciones

“Como estudiantes sandinistas, tenemos los mismos derechos. Sabemos que el colegio no es espacio para manifestaciones políticas, pero si los otros lo hacen, nosotros también lo seguiremos haciendo. Nicaragua es de todos”, dijo.

Presos políticos y no respetan libertades

Lo que no dijo la estudiante es que la población opositora es reprimida en las calles por el gobierno, que mantiene setecientos presos políticos en las cárceles e irrespeta el derecho de la población a manifestarse.

El centro de educación privada dijo en un comunicado que ninguna manifestación grupal o individual está permitida, lo que incluye colocar banderas de índole política o religiosa, así como pancartas y calcomanías sin autorización de la dirección, luego que estudiantes se pronunciaran respaldando a la dictadura, colocando calcomanías a favor de Ortega, en respuesta a otro piquete que se dio días atrás por la democracia en el país.

LA PRENSA verificó en las redes sociales que se activó una campaña a favor del régimen y en contra de los opositores.

Lea también: Policía Orteguista detiene bus del Colegio Alemán Nicaragüense y crea pánico en los estudiantes

Alfredo Campos, de la página orteguista Izquierda Visión, en su Twitter publicó fotografías de los directores y de varios maestros del Colegio Alemán Nicaragüense en las que les señalan como “maestros golpistas” “causantes de tanto odio en contra de los niños sandinistas desde abril del 2018”.

Colegio «preocupado»

Christian Geller, representante de la junta directiva del colegio, expresó que existe preocupación ante las difamaciones hacia los docentes del centro educativo en las redes sociales, donde los acusan falsamente de acciones políticas, sobre todo hacia el personal extranjero que, aseguró, ha respetado la ley nicaragüense al no opinar con el estudiantado sobre el conflicto sociopolítico en Nicaragua.

Geller refirió que “hay preocupación por la exposición de nuestro personal docente en las redes sociales”, en consulta con el diario LA PRENSA.

Polarización

Jorge Mendoza, coordinador del consejo de la Codeni, expresó que es preocupante que desde sus posiciones de poder los hijos del dictador estén provocando un ambiente de odio en el colegio donde estudian los nietos de Ortega, así como que el aparato represor del régimen pretenda extenderlo a las universidades privadas.

Le puede interesar: Procesiones de Semana Santa se vistieron azul y blanco

“Lo preocupante del Colegio Alemán no es que los estudiantes puedan manifestarse, el problema en los centros de estudio es que la naturaleza es totalmente otra, y a través de una manipulación, instrumentalización y mal abordaje se puede generar ambientes en los que se va a incitar al odio y la violencia, inclusive entre padres, se va a incitar una polarización ideológica en la que los niños deben estar protegidos”, afirmó Mendoza.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: