Se profundiza crisis en actividades económicas de Nicaragua con caída de 7.5%

En febrero este indicador se redujo 7.5 por ciento, impactado también por un fuerte desplome de los ingresos fiscales, que arrojan una caída en ese mes de 18.5 por ciento.

La crisis provocada por el régimen orteguista ha afectado seriamente el sistema financiero nacional. LA PRENSA/ARCHIVO

Las actividades económicas experimentaron en febrero de este año una mayor contracción que en enero pasado, lastrada por derrumbes en sectores como hoteles y restaurantes, la construcción, sector financiero, pesca y acuicultura, así como comercio, según revelan las últimas actualizaciones del Banco Central sobre el comportamiento del Índice Mensual de la Actividad Económica (IMAE).

En febrero este indicador se redujo 7.5 por ciento, impactado también por un fuerte desplome de los ingresos fiscales, que arrojan una caída en ese mes de 18.5 por ciento.

Lea: Funides: Solo un acuerdo político puede salvar a la economía de Nicaragua de la quiebra

Este comportamiento en el segundo mes del año contrasta con la contracción que el IMAE registró en enero que fue de 5.8 por ciento. Con ello, el país cerró el primer bimestre con una merma de su actividad económica de 6.6 por ciento.

La actividad económica más azotada por la crisis sigue siendo hoteles y restaurantes que cayó en febrero 24.7 por ciento incidiendo “la menor afluencia de visitantes del exterior”.

El sector financiero profundizó su caída en febrero con un menos 21.1 por ciento “debido a menores entregas netas de créditos y depósitos totales. La disminución del crédito se concentró en el sector comercial y consumo. En los depósitos, en moneda extranjera se registró menor captación en depósitos de ahorro y a plazos, mientras que en moneda nacional disminuyeron las captaciones de depósitos de ahorro y a la vista”.

Puede leer:  FMI advierte que incertidumbre y tensión en Nicaragua paralizan decisiones económicas importantes

El comercio cae 16.3 por ciento, ubicando el promedio acumulado del año en menos 17.3 por ciento. Las disminuciones se dieron tanto en la demanda de productos al por mayor como al detalle.

La construcción cae 18.7 por ciento, para un acumulado de menos 15.6 por ciento hasta febrero. “Entre los materiales de construcción que más contribuyeron a esta evolución se encuentran el cemento, acero, concreto premezclado y piedra cantera, entre otros”.

Los pocos sectores que están aún creciendo son la agricultura, pecuario, energía y agua, enseñanza y salud, entre otros.

El Fondo Monetario Internacional prevé una caída de cinco por ciento en el Producto Interno Bruto, una tasa que igual prevé la Comisión Económica para América Latina y el Caribe.

Además: Ovidio Reyes afirma que estabilidad del córdoba está asegurada, pese a caída de las reservas netas ajustadas

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: