Daniel Ortega nombra al excontralor Luis Ángel Montenegro como superintendente de Bancos

Luis Ángel Montenegro, afín al orteguismo, renunció a su cargo como contralor de la República para poder asumir la Superintendencia de Bancos. La ley de nombramiento fue enviada a la Asamblea Nacional con trámite de urgencia

El dictador Daniel Ortega nombró a Luis Ángel Montenegro como nuevo superintendente de Bancos y Otras Instituciones Financieras (Siboif), cargo que estaba vacante desde la renuncia de Víctor Urcuyo en enero pasado. Montenegro renunció como presidente de la Contraloría para asumir la Superintendencia.

La ley de nombramiento fue enviada con trámite de urgencia a la Asamblea Nacional y fue aprobada este jueves con 73 votos del orteguismo y de sus aliados del PLI y el ALN, durante una sesión extraordinaria que convocó el presidente Gustavo Porras. Montenegro fungía como presidente de la Contraloría de la República desde el año 2014.

[Video] Cierre de Bancorp: «No tiene implicancia con los bienes del Estado»

A pesar de que Porras sabía que no habían más candidatos al cargo de la Siboif, consultó en el plenario al respecto, pero ningún legislador se pronunció sobre la forma en que se tramitó el tema. Inmediatamente después se aprobó que Montenegro presida la Siboif. Hubo 14 votos en contra del Partido Liberal Constitucionalist (PLC) y se abstuvieron dos diputados. Montenegro fue juramentado como nuevo superintendente de Bancos por Porras en el plenario.

Lea además: Luis Ángel Montenegro, la Contraloría “ciega, sorda y muda”

Según la carta enviada por Montenegro a Porras, su renuncia la puso el 7 de mayo pasado. Ese mismo día Ortega mandó la propuesta de ley de nombrando a Montenegro en la Superintendencia de Bancos.

LA PRENSA/Jader Flores

Montenegro, afín al orteguismo, se declaró en 2018 incompetente para investigar a Roberto Rivas, entonces magistrado del Consejo Supremo Electoral (CSE), tras ser sancionado por Estados Unidos por corrupción y violación a los derechos humanos. “Si gana 60 mil dólares y si tiene otros negocios, no nos compete. No hemos hecho ninguna evaluación, nadie ha llegado (a la) Contraloría a ver su declaración. Si uno la pide, uno actúa de acuerdo con la Ley, y si el dueño de (la) declaración dice que no se vea, no se verá. No tengo por qué andar especulando si gana 60 mil y si tiene mansiones, yates, aviones, no me llama la atención. No tengo por qué andar especulando”, declaró en ese momento Montenegro a un medio de comunicación.

Puede leer: El procurador Hernán Estrada renuncia a su cargo por supuestos problemas de salud

En 2017, en un entrevista con LA PRENSA el exdiputado opositor Alberto Lacayo dijo que la Contraloría, bajo la dirección de Montenegro, se ha convertido en una entidad que definió como “inútil, ciega, sorda, muda e inoperante».

La renuncia de Víctor Urcuyo como superintendente de bancos se conoció el mismo día que Rafael Solís, el magistrado de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), anunciara a través de una carta su renuncia a la Corte. Urcuyo había estado en el cargo desde 2004. La renuncia de Urcuyo, alegando problemas de salud, se dio cuando el Sistema Financiero Nacional enfrentaba una crisis provocada por la situación sociopolítica en el país.