BCIE se declara «apolítico» y evita responder sobre financiamiento a la Policía de Ortega

BCIE asegura que Nicaragua tiene sus deudas al día con el banco y cumple con los requisitos para continuar recibiendo financiamiento. Dice que ocho proyectos más serán financiados al país

El presidente ejecutivo del BCIE, Dante Mossi vino este año a firmar un acuerdo de financiamiento con el Gobierno de Daniel Ortega. LAPRENSA/CORTESÍA

Mientras defensores de los derechos humanos fustigaron el financiamiento del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) a la Policía Orteguista (PO), la entidad se declaró “apolítica” y aseguró que Nicaragua cumple con los requisitos técnicos para continuar recibiendo fondos.

“Los resultados de auditoría al 2018 reflejan que Nicaragua ha cumplido con todas las normas y procedimientos establecidos por el Banco en la ejecución de sus proyectos y que se encuentra al día con sus compromisos de deuda”, respondió el BCIE en un comunicado emitido ayer tras consultas realizadas por LA PRENSA y por la presión pública tras conocerse que el BCIE está apoyando con fondos a la PO para fortalecer su capacidad operativa.

Lea: 24 proyectos de la Policía Orteguista a la espera del financiamiento del BCIE

Las críticas contra el BCIE se arreciaron esta semana, luego que se publicaran varias convocatorias para participar en licitaciones para dotar con equipos de transporte y tecnología a la Policía de Ortega, señalada por Estados Unidos y organismos internacionales de derechos humanos de estar detrás de la sangrienta represión contra civiles, que hasta ahora le ha costado la vida a por lo menos 325 nicaragüenses.

BCIE calla sobre señalamientos

En el comunicado, el BCIE calla sobre esos señalamientos y se limita a apelar “por una solución pacífica en el marco del diálogo en la sociedad nicaragüense en apego a los derechos humanos, con el apoyo de otras agencias especializadas en esta materia”.

Lea además: Inversiones del BCIE en EE. UU. podrían verse afectadas por apoyar a la Policía Orteguista

La presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), Vilma Núñez, condenó la actuación y posición de la entidad, ya que a simple vista se ve “indiferente”.

“Desde la perspectiva de los derechos humanos me parece que independientemente de la burocracia y de los mecanismos que existan para el otorgamiento o no de un préstamo, todas la instituciones deberían tomar en cuenta el tema de los derechos humanos y prácticamente aquí están alimentando y financiando al principal órgano represor del gobierno, es verdad que los que dirigen todo aquí es El Carmen (la residencia oficial de la familia Ortega-Murillo), pero el instrumento de represión principal es la Policía”, sostuvo Núñez.

Lea también: BCIE lanza un “salvavidas” a Daniel Ortega y le suelta más de 200 millones de dólares

Al menos 24 proyectos de asistencia para el fortalecimiento de las capacidades de la PO son los que están a la espera de ser financiados por el BCIE, según revela el plan general de adquisiciones de dicha entidad del año pasado, algunas de cuales ya están en licitación este año.

BCIE contra su propia visión y misión

Este respaldo financiero, según fuentes, no solo iría contra la visión y misión de la institución sino también que rozaría con las normas del BCIE, las cuales prohíben asistir con sus fondos a beneficiarios involucrados en prácticas corruptivas y coercitivas.

Le puede interesar: Régimen orteguista ahogado y sin dinero del Banco Interamericano de Desarrollo

“Cómo es posible que mientras haya una condena mundial a este gobierno que ha cometido crímenes de lesa humanidad, el BCIE la instancia financiera más cercana a nosotros por ser centroamericana, sea quien prácticamente en este momento alimente las posibilidades de que continúe la represión, eso golpea independientemente de los mecanismos burocráticos que existan, para mí esto es como una bofetada contribuir a que se afiance la represión”, comentó Núñez.

Paradójicamente el BCIE encabezó su comunicado: “BCIE reitera compromiso con elevar el bienestar y la calidad de vida de los ciudadanos de sus países socios”.

Avanza campaña negativa contra el BCIE

La oposición aumentó esta semana la presión para revertir los financiamientos dispuestos por el BCIE a la PO y comenzó a recolectar firmas a través de la plataforma www.change.org, que acompañarán con una carta que enviaron a los miembros de la Asamblea de Gobernadores de la entidad regional. En dos días el sitio acumulaba 11,070 firmas.

La defensora de los derechos humanos que rechazó el financiamiento que está recibiendo la PO del BCIE dijo que se ha sumado a la campaña pública para exigir que dicho banco revierta su asistencia a la institución policial.

“Yo me sumo a la campaña de que se suspenda ese préstamo, estamos en contra de que se siga alimentando al régimen, yo siento que el BCIE se queda al margen del sentir de la comunidad internacional, mientras por todo lado se impulsan sanciones y mecanismos de condena por sus crímenes, el BCIE alimenta al represor, definitivamente creo que se tiene que suspender, uno está muy sensible en este mes porque fue uno de los meses más terribles, entonces ver el BCIE como le da regalo al represor, al que ha matado al pueblo de Nicaragua, es verdaderamente inaceptable”, agregó.

Mayo de 2018, la Policía y paramilitares en brutal ataque

En mayo ocurrió una de las peores violencias que ha desatado el régimen de Ortega contra la ciudadanía, al reprimir con balas una marcha que se celebró el 30 de mayo para reclamar justicia por los asesinados en abril de ese año.

Durante la multitudinaria manifestación, esta fue atacada por paramilitares afines al régimen. Ese día al menos 18 madres en todo el país perdieron a sus hijos, principalmente en la marcha.

El defensor de derechos humanos, Gonzalo Carrión, quien se encuentra en el exilio tras ser asediado por las fuerzas de choque del orteguismo, sostuvo que es lamentable ver que el BCIE se preste al juego de la dictadura Ortega-Murillo.

“Tenemos todos el derecho para reclamarle al BCIE porque le da financiamiento a la institución que se echó a perder cuando se convirtió en un brazo represor de la dictadura Ortega-Murillo, no es humano, ni lógico que el BCIE que es una entidad financiera seria le otorgue financiamiento a una institución que ha cometido crímenes de lesa humanidad, rechazamos que se le dé a la Policía un centavo, a una policía del terror, responsable del dolor de un pueblo, protagonista de asesinatos”, dijo Carrión.

¿Quienes aprueban los préstamos?

El BCIE a través del comunicado señaló que quienes aprueban los créditos son los representantes de los países socios, cuyo principal criterio en las aprobaciones son fundamentalmente “técnicos, legales, evaluación de riesgo y seguimiento, aplicados en todas sus operaciones”.

De hecho, señala que Nicaragua tiene pendiente con el BCIE el desembolso para ocho proyectos y otros 19 están en ejecución. Estos en su conjunto generarán 140 mil empleos directos e indirectos.

Obviando los señalamientos de violaciones de derechos humanos de la Policía, el BCIE se declaró y reiteró “su compromiso de ser el aliado estratégico apolítico de los países socios en la provisión de soluciones financieras que coadyuven a la generación de empleo y a elevar el bienestar y la calidad de vida de sus ciudadanos”.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: