UNAB mantiene la convocatoria a marchar este domingo, pese a la no autorización de la Policía Orteguista

La UNAB llamó a marchar por la liberación total de los presos políticos y en memoria de Eddy Montes, reo político que fue asesinado en la cárcel La Modelo, el pasado 16 de mayo.

Policía Orteguista

Fuerzas combinadas del Sistema Penitenciario y tropas antimotines de la Policía Orteguista se convirtieron en un muro infranqueable el día que asesinaron el reo político estadounidense, Eddy Montes Praslin. LA PRENSA/R. FONSECA

Pese a que el régimen de Daniel Ortega lleva semanas asegurando que restituirá los derechos constitucionales de los nicaragüenses, que incluye permitir las movilizaciones cívicas, la Policía Orteguista (PO) dejó otra vez en evidencia que el compromiso no es verdadero. La PO prohibió una vez más la marcha convocada para hoy en Managua por la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB), quien ayer reiteró que la manifestación se mantenía en pie.

La UNAB llamó a marchar por la liberación total de los presos políticos y en memoria de Eddy Montes, reo político que fue asesinado en la cárcel La Modelo, el pasado 16 de mayo.

En el comunicado publicado el mediodía del sábado, la Policía se refiere a los miembros de la UNAB como “individuos no identificados” que pretendían realizar una actividad que alteraría el libre tránsito. Asimismo, el documento policial señala que la carta de la Unidad Nacional tenía firmas “ilegibles” y que “no constituyen solicitud de permiso y no cumple con los requisitos establecidos de conformidad con la Constitución Política”.

Llamado se mantiene

Horas después de que la Policía negara el permiso para marchar, la Unidad Nacional informó que la convocatoria a la manifestación se mantenía y saldría hoy a las 10:00 de la mañana. El punto de encuentro será la esquina de la embajada de México, ubicada en la Carretera a Masaya, desde donde caminarán hasta el sector del centro comercial Metrocentro.

Lea: Unab convoca a una marcha este domingo por la liberación de los presos políticos.

La UNAB hizo un llamado al nuncio apostólico Waldemar Sommertag y al representante de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Ángel Rosadilla, a “estar atentos” y hacer valer los acuerdos firmados en la mesa de negociación, en los que el régimen de Daniel Ortega se comprometió a respetar, entre otros derechos, los de manifestación y movilización.

“Llamamos a la comunidad internacional a que acompañen al pueblo nicaragüense en el ejercicio legítimo a movilizarse, y llamar inmediatamente al régimen a que cese la represión”, señala el documento firmado por el consejo político de la Unidad Nacional.

A este respecto el estudiante Max Jerez, miembro de la Unidad Nacional Azul y Blanco y que participa en la mesa de negociación, dijo que pese a la negativa de la Policía Orteguista la UNAB no dudó en seguir adelante con la convocatoria.

“De nuevo la Policía está violando nuestro derecho a la libre movilización”, afirmó Jerez, quien estará participando junto a otros miembros de la UNAB en esta manifestación. “Al referirse a los miembros del consejo político como individuos no identificados, la Policía nos quiere ningunear y restar importancia”, finalizó el universitario.

“Vivimos un estado policial”

Por su parte, José Pallais, miembro de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, no se mostró sorprendido ante la decisión del régimen orteguista de no autorizar la marcha, ya que “solo evidencia de nuevo los incumplimientos de los acuerdos por parte del régimen, en temas de derechos y garantías”.

Lea También: Asedio policial contra experto en seguridad y defensa, Roberto Cajina

Pallais también recordó que el 22 de mayo, luego de llamar oficialmente a un paro nacional de 24 horas, la dictadura a través del canciller Denis Moncada expresó su voluntad de cumplir con los acuerdos firmados en la mesa de negociación.

“Esa agenda unilateral que presentaron ese día decía que se respetarían las marchas, pero a la primera oportunidad que tienen de cumplirla hacen lo contrario. Eso fue un mero acto propagandista”, dijo el titular de la mesa de negociación.

Según Pallais, la Alianza Cívica espera que la Policía respete a las personas que decidan salir a las calles a manifestarse. “Aquí se está repitiendo un formato de incumplimiento de la Constitución Política, aunque esperamos la no agresión sabemos que no estamos en un estado de derecho. Vivimos bajo un estado policial permanente”, finalizó el exdiputado.

Régimen con problema de credibilidad

El economista y exministro de Hacienda y Crédito Público, Mario Arana, dijo sentirse preocupado por el actuar de las autoridades y aseguró que “el gobierno tiene un gran problema de credibilidad”.

Lea además: Se negó a ser paramilitar del régimen orteguista y ahora cumple condena

Arana, también miembro de la mesa de negociación con el régimen, se mostró esperanzado en que a futuro esta postura de las autoridades cambie. “Yo creo que tarde o temprano Daniel Ortega tiene que flexibilizar su postura. Mientras tanto dice que le preocupan las sanciones, pero no hace nada para quitárselas”.

Precaución y documentar hechos

Igualmente, Arana respaldó la movilización de la Unidad Nacional y recomendó tener precaución a los manifestantes y no “exponerse frente a la Policía y documentar todo lo que pase en la jornada”.

Sobre el asesinato del preso político Eddy Montes Praslin, dentro de la cárcel La Modelo, refirió que “ese caso requiere una investigación seria e independiente. Cuando se comience a decir la verdad en este país, todo va a comenzar a mejorar”.

El economista sostuvo que la posición de la Alianza Cívica en la mesa de negociación se mantiene firme y que las conversaciones con los “representantes de Daniel Ortega están en suspenso, a la espera de que se cumpla con la liberación de los presos políticos, ya que están en riesgo”.

Lea también: Asedio policial contra experto en seguridad y defensa, Roberto Cajina

Consultado por LA PRENSA, Carlos Tünnermann, participante titular de la mesa negociadora, defendió la decisión de la UNAB de seguir adelante con la convocatoria pese a que la Policía Orteguista negó el permiso.

“Los ciudadanos nicaragüenses tienen derecho a manifestarse, la Unidad Nacional asegura que cumplió con los requisitos establecidos en la ley, pero ahora la Policía dice que no los cumplieron”, expresó Tünnermann.

Los miembros de la Alianza Cívica aseguraron que también participarán de esta nueva convocatoria para marchar.

Llaman a manifestarse a nicas en el exterior

La marcha de este domingo es para exigir la liberación de los presos políticos y en memoria de Eddy Montes, reo político que fue asesinado en la cárcel La Modelo, el 16 de mayo.

El punto de encuentro de la manifestación quedó fijado en la esquina de la embajada de México, en Carretera a Masaya, y la hora de inicio de la actividad es a las 10:00 a.m.

La última convocatoria para manifestarse en las calles fue el pasado 17 de abril, conmemorando el primer año de iniciadas las protestas de abril de 2018. En aquella ocasión la Policía realizó un brutal despliegue y evitó que los nicaragüenses pudieran movilizarse. Entre los autoconvocados había miembros de la UNAB y la Alianza Cívica.

Los nicaragüenses pese al constante asedio de la Policía se han manifestado de maneras creativas en calles, barrios y hasta en los centros comerciales. La marcha de este domingo es parte de una serie de actividades que se han realizado a lo largo de la semana.

Más en: Activista nicaragüense es amenazada por denunciar escasez de medicamentos antirretrovirales en el país

El jueves 23 de mayo se realizó el primer paro nacional de 24 horas de este año. La dictadura orteguista trató mediante todos los medios de minimizar esta huelga general, pero el paro fue un éxito. Un día antes publicó una serie de amenazas contra el sector privado.

La UNAB también hizo un llamado a los nicaragüenses en el exterior a manifestarse desde sus ciudades para “vencer juntos el estado de terror”.

Solicitud llevaba adjunta cédulas

La Unidad Nacional informó que cumplieron con los requisitos que manda la ley con el fin de solicitar el permiso para una movilización. Y aseguró que se identificaron con seis cédulas de identidad. En un hecho insólito la Policía Orteguista se refirió a los miembros de la UNAB como “individuos no identificados”.