Régimen orteguista no cesa asedio, represión y secuestros en Nicaragua

Ya casi en la caída de la tarde, el orteguismo siguió con su represión. Mantuvo sitiada la iglesia San Jerónimo, en Masaya, donde se realizaba una misa del primer aniversario del asesinato de Marcelo Mayorga

Un motorizado de las turbas orteguistas del Poder Ciudadano observa el momento en que un agente no oculta su ira y presiona fuerte el cuello de un joven que participaba en una protesta en las inmediaciones de la cárcel La Modelo, demandando la liberación de los presos políticos. LA PRENSA/J. FLORES

El régimen de Daniel Ortega no para de asediar, reprimir y secuestrar. Este miércoles lo hizo con el plantón que hubo en la entrada al Sistema Penitenciario Jorge Navarro, afuera de un hotel capitalino donde estaban miembros de la Unidad Nacional Azul y Blanco, en el Edificio Pellas y en la misa de aniversario del asesinato de Marcelo Mayorga, en Masaya.

Empezó con la protesta pacífica que mantuvieron durante varias horas autoconvocados y familiares de presos políticos, quienes llegaron con pancartas, pañuelos azul y blanco y gritaron “¡las madres no se rinden, exigen libertad!”.

Lea también: Human Rights Watch: “Hay que tratar a Daniel Ortega y Rosario Murillo como lo que son, unos parias internacionales”

Cristina Rodríguez, prima de Edward Enrique Lacayo, conocido como la Loba, rechaza la versión del régimen de Daniel Ortega de que los 85 presos políticos son “reos comunes”.

“Yo doy fe de que la Loba fue un autoconvocado de Monimbó (Masaya)… ahora lo están acusando de narco cuando todo mundo sabe que es un preso político”, afirmó Rodríguez.

Lea más en: Al menos dos secuestrados por la Policía Orteguista tras finalizar misa de aniversario de Marcelo Mayorga en Masaya

Luego que finalizó el plantón afuera de la cárcel, un manifestante fue detenido con lujo de violencia por la Policía Orteguista (PO), acuerpada por turbas que se movilizaban en motocicletas. Hasta el cierre de esta edición, se desconocía su identidad y si había sido liberado.

Simultáneamente a este hecho, tres mujeres, madre e hijas, fueron retenidas por dos oficiales tras participar en el plantón. Los oficiales les revisaron, según las afectadas, un celular y empezaron a ver las imágenes y los videos que andaban. Tras unos minutos las dejaron ir.

Le puede interesar: Los motivos del viaje a Miami de la alcaldesa designada Reyna Rueda, boicoteado por la comunidad nicaragüense

Posterior al plantón, la PO realizó un fuerte despliegue de oficiales en las afueras de un hotel de Managua, donde se encontraban presos políticos liberados, miembros de la Unión Nacional Azul Blanco (UNAB) y de la Unión de Presos Políticos de Nicaragua, quienes realizaron una conferencia de prensa para anunciar nuevas movilizaciones por la liberación de los más de 85 reos políticos que aguardan en la prisión.

Ya casi en la caída de la tarde, el orteguismo siguió con su represión. Mantuvo sitiada la iglesia San Jerónimo, en Masaya, donde se realizaba una misa del primer aniversario del asesinato de Marcelo Mayorga, quien fue ultimado a balazos y cayó de bruces, con una tiradora en su mano izquierda.

También: Subsecretaria de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental recuerda a Daniel Ortega que tiene pendiente “restitución de las libertades fundamentales”

Pese al asedio, los asistentes a la misa realizaron un piquete exprés afuera del templo y luego, cuando regresaban a casa, fueron perseguidos por las patrullas, siendo detenidos dos jóvenes. Los oficiales también se mantuvieron en la calle donde vive la familia de Mayorga.

El movimiento campesino de Nicaragua emitió un comunicado lamentando el asedio y la intimidación de ayer.

Además denunció que a mediodía de este miércoles fue secuestrado el líder del municipio de El Viejo, Chinandega, Paulino Zeledón.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: