Madre de reo político demanda su liberación tras orden de suspensión de pena

El Juez Hernaldo Briones Zamora encontró culpable a Diomedes Reyes Hernández, sin embargo, días después, el mismo judicial giró una orden de libertad con el beneficio de suspensión de la pena

Diomedes Reyes Hernández, secuestrado el 27 de mayo por paramilitares y antimotines en la comunidad La Palanca, en el municipio de Quilalí, en Nueva Segovia/LA PRENSA/WaragónR.

A pesar de que el titular del Juzgado Único Local del municipio de Quilalí, en Nueva Segovia, Hernaldo Briones Zamora, giró orden de libertad con beneficio de suspensión de pena para el reo político Diomedes Reyes Hernández, de 22 años, este aún continúa encarcelado.

La mañana de este martes, Mélida Hernández Centeno, madre del reo político, viajó a la ciudad de Ocotal para demandar ante las instancias correspondientes la libertad de su hijo en base a la resolución emitida por el judicial del municipio de Quilalí.

Puede interesarle: Autoconvocado de Estelí denuncia las torturas de la Policía Orteguista

Reyes fue secuestrado la noche del 27 de mayo en su casa habitación de la comunidad La Palanca por un grupo de antimotines de la Policía Orteguista (PO) y paramilitares armados que lo golpearon salvajemente al subirlo a una de las camionetas en que se movilizaban.

Varios días después apareció en las celdas del cuartel de la Policía de Ocotal, donde su madre denunció que su hijo había sido sometido a torturas en las celdas de ese comando policial.

Días después, el joven fue llevado a juicio en Quilalí, donde el fiscal del Ministerio Público, Emerson Javier Reyes Videa, presentó una acusación por el supuesto delito de tenencia ilegal de arma de fuego, al argumentar que la noche del 29 de mayo a Reyes se le había detenido en un retén policial, y que ese día se le había decomisado una pistola marca Colt, calibre 45, la que jamás fue presentada como prueba en el juicio.

Lea además: Excarcelados realizan ferias de artesanías como medio de subsistencia económica

Al final, el Juez Hernaldo Briones Zamora lo encontró culpable y hasta había fijado la lectura de la pena el 2 de julio, caso que nunca ocurrió, y el joven autoconvocado fue llevado a las celdas de El Chipote, en Managua, y días después el mismo judicial giró una orden de libertad con el beneficio de suspensión de la pena para Reyes.

El joven autoconvocado había huido junto a su padre Carlos Iván Reyes Moreno hacia Costa Rica, donde permaneció exiliado desde mediados del 2018, y a finales de enero de este año regresó al país creyendo en el plan de “retorno seguro” ofrecido por el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: