En chinelas y ropa informal, los estudiantes de la UAM reciben sus títulos luego que la universidad cancelara la ceremonia de graduación

Los estudiantes protestaron por la negativa de la UAM a permitir un homenaje a la estudiante asesinada por un parapolicial del régimen orteguista, la brasileña Rayneia Gabrielle Da Costa Lima Rocha, y la universidad canceló la ceremonia alegando problemas de seguridad y técnicos

Más de 150 estudiantes de la Universidad Americana (UAM) recibieron sus diplomas de graduación este sábado con la ropa que andaban puesta —pijamas, rollos en la cabeza, chinelas y shorts— luego que de manera abrupta la casa de estudios suspendió la ceremonia prevista para ayer mismo.

El rector de la UAM, Martín Guevara Cano, no quiso brindar declaraciones a LA PRENSA para explicar la cancelación del evento. Sin embargo, las autoridades de la UAM emitieron un comunicado en el que aseguran que a primera hora las autoridades del Teatro Nacional Rubén Darío (TNRD) informaron sobre las “fallas técnicas en el sistema eléctrico, audio y climatización que impediría realizar este evento”.

Lo anterior, a pesar que las autoridades del Teatro Nacional Rubén Darío informaron en septiembre del año pasado la adopción de “tecnología de punta de luces LED” pionera en Centroamérica, con una inversión de 400 mil dólares, financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

“Ningún gobierno en la historia de nuestro país ha invertido tantos recursos en el TNRD como lo ha hecho el gobierno del Frente Sandinista”, subrayó Ramón Rodríguez, director del teatro, según publicó en septiembre un medio oficialista.

Temen razones políticas tras abrupta medida

Los estudiantes de la UAM, que llegaron a las instalaciones acompañados de sus padres para reclamar por la notificación de suspensión de la ceremonia, aseguraron que la cancelación se debió a razones políticas.

“Sabemos que hay una persona y funcionarios del gobierno que se iban a graduar y sabemos que estamos bajo un estado gubernamental que no respeta los derechos y esto también es una violación de derechos humanos para nosotros (los estudiantes de la UAM)”, dijo Carlos Blandón, uno de los estudiantes de Medicina que se graduó este sábado.

Según conoció LA PRENSA, los estudiantes de Medicina propusieron hacer un homenaje a la estudiante brasileña de la UAM, Raynéia Lima (asesinada por paraestatales el año pasado) durante la ceremonia de graduación que se realizaría este sábado en el TNRD.

Nieta de Ortega llegó a provocar un día antes

Dentro de los 195 graduados de este año, no obstante, se encontraba Ariana Ortega, nieta de la pareja presidencial, quien se negó a participar en el acto y llegó al último día del ensayo —viernes 26 de julio—, con una chaqueta rojinegra, colores del partido en el poder, como un gesto de provocación a los estudiantes que querían realizar el acto.

La mayoría de los graduandos rechazaron esta acción de la nieta del dictador y en menos de 24 horas se conoció la cancelación del evento en el Teatro Nacional.

Aunque no se maneja con exactitud la participación accionaria en la UAM del Ejército de Nicaragua, cuyo jefe supremo es el presidente Daniel Ortega, sí se conoce que tiene un importante porcentaje, al punto que preside la directiva el coronel Félix Palacios.

En años anteriores la UAM ha despedido a catedráticos opositores al régimen de Daniel Ortega, como Alejandro Aguilar, Álvaro Porta, Luis Carrión y Gabriel Álvarez. El año pasado renunció Ernesto Medina —quien había dirigido la universidad durante 11 años—, después de que formara parte de la Alianza Cívica, el colectivo que ha negociado con Ortega en los diálogos nacionales y que busca democratizar a Nicaragua.

Y en años anteriores, la UAM se retiró de un convenio que tenía con organizaciones de la sociedad civil y con el NDI (Instituto Nacional Demócrata, siglas en inglés) para promover diplomados a líderes políticos.

Homenaje no se detuvo

Pese a los obstáculos, el homenaje a la estudiante brasileña no se canceló. Antes de que los cuarenta graduandos en Medicina realizaran el juramento hipocrático, el doctor Gabriel Guzmán, encargado del acto, dijo: “Sabemos que no estamos completos. No está Raynéia. Ella debería estar acá. Así que esto también va por ella”.

Después de que se juramentaron los nuevos profesionales, al unísono gritaron: “Raynéia Lima, presente”, seguido de gritos de “Viva Nicaragua libre” y fuertes aplausos.

Carlos Blandón, quien fue compañero de Lima, dijo que el recuerdo de la estudiante asesinada siempre iba a estar presente “por más que se trate de silenciar”.

Algunos de los estudiantes de Medicina aseguraron que no había ningún plan específico de homenaje para la ceremonia de graduación, pero era comprensible que muchos de sus compañeros iban a gritar su nombre para recordarla.

El 23 de julio de este año, cuando se cumplió un año del asesinato de Raynéia, los estudiantes realizaron una eucaristía en su nombre. Cabe señalar que al día siguiente de esta ceremonia religiosa, la justicia nicaragüense puso en libertad a Pierson Gutiérrez Solís —condenado a 15 años por este crimen— basado en la Ley de Amnistía aprobada por el régimen de Ortega.

Protesta en graduación

Desde antes de las 11:00 de la mañana de este sábado, los estudiantes junto con sus padres y familiares llegaron a protestar a la universidad por la cancelación de última hora de la graduación.

Pedían a gritos la explicación del rector de la universidad, hasta que este aceptó dialogar con los involucrados en uno de los auditorios del recinto.

Después de muchos reclamos, el rector de la UAM, Martín Guevara, aceptó realizar la graduación en ese mismo lugar y regresar los 600 dólares que habían pagado los padres y estudiantes por la ceremonia en el TNRD.

Contradicciones en propuesta

El rector Martín Guevara propuso que la ceremonia de graduación se realizara el próximo lunes 29 de julio en las instalaciones de la UAM. De modo que esto contradice el comunicado de la UAM en que aseguran que las fallas en el teatro “no podrían ser superadas en el transcurso del día (sábado)”. Es decir, Guevara aseguró durante la reunión que la ceremonia no se llevaría a cabo ni este sábado ni ningún otro día en el teatro, que en los últimos años ha acogido las ceremonias de graduación de esta alma mater.

Solo algunos estudiantes optaron por la opción del rector y asistirán a la ceremonia de graduación el próximo lunes en las instalaciones de la UAM y no en el TNRD, a como se tenía previsto. Las fallas en el teatro a las que se refiere el comunicado de la UAM refuta las recientes inversiones que se le han realizado al mismo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: