Excarcelados políticos bajo el acoso del régimen orteguista

El asedio es perpetrado por policías uniformados, vestidos de civil, así como miembros de la Juventud Sandinista y miembros de los Comités de Liderazgo Sandinista

jaime navarrete

El autoconvocado Jaime Enrique Navarrete Blandón fue acusado el año pasado del supuesto asesinato en perjuicio de Ariel Ignacio Vivas. Ahora es acusado de posesión de estupefacientes y portación ilegal de armas de fuego. LA PRENSA/A. FLORES/ARCHIVO

Posesión ilegal de drogas, tráfico de armas, posesión de armas, amenazas y obstrucción de funciones son los delitos por los que están siendo procesados nuevamente algunos de los excarcelados políticos, a manos del orteguismo.

Estos nuevos procesos son el resultado del asedio permanente al que son sometidos en sus casas en todo el país.

Lea además: Preso político denuncia que policías orteguistas le quebraron las costillas y le rompieron la nariz

Incluso algunos han llegado al borde de la muerte como José Martínez Vásquez, en Wiwilí, Nueva Segovia.

El asedio es perpetrado por policías uniformados, vestidos de civil, así como miembros de la Juventud Sandinista y miembros de los Comités de Liderazgo Sandinista (CLS) —antes llamados CPC— y simpatizantes de ese partido, manifiestan los afectados.

Lea también: Excarcelados realizan ferias de artesanías como medio de subsistencia económica

Entre los casos más recientes está el de Jaime Navarrete, quien está nuevamente en el Sistema Penitenciario La Modelo por presunta posesión de droga y una supuesta arma.

“Lo raro”, dice la abogada Yonarqui Martínez, es que cuando realizaron el primer allanamiento el 25 de julio de 2019 en la casa de este en el barrio Santa Rosa de Managua no encontraron nada, y días después realizaron un nuevo allanamiento sin la presencia de un abogado ni de ningún familiar, ya que la casa estaba sola y manifiesta la Policía Orteguista que encontraron una supuesta droga y un arma. “Fue puesta por ellos”, dijo.

Le puede interesar: Estos son los traumas mentales que ha provocado la crisis en Nicaragua

Otro caso es el del joven esteliano Kevin Orlando López Aróstegui, apresado nuevamente el 11 de julio y acusado esta vez por posesión de drogas. Rosa Imelda Aróstegui, madre de López, denunció la arbitrariedad y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos tomó conocimiento al respecto.

El procedimiento siempre fue ilegal, no le permitieron la defensa de su elección ni autorizaron que su familia lo viera.

Lea también: Alianza Cívica cuestiona al poder judicial: “Jueces son cómplices con el régimen orteguista»

En Jinotega el excarcelado Brayan Cruz Calderón, quien fue víctima de torturas hasta cercenarle el testículo izquierdo, fue nuevamente detenido el pasado 23 de junio a las 11:00 de la mañana.

Mientras en Masaya está siendo nuevamente procesado Brayan Steven Alemán Olivas por supuesto homicidio frustrado.

La Policía Orteguista (PO) también sigue citando al excarcelado Luis Tomás Fonseca de Nagarote y al profesor Gabriel Putoy Cano de Masaya, según confirmó su abogada —Verónica Nieto, de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH)—.

Provocan para ver si excarcelados caen

La abogada Yonarqui Martínez expresó que están observando un nuevo actuar en la PO y es que mandan a partidarios del Frente Sandinista a provocar a los excarcelados, con insultos, a apostarse frente de su casa, gritarles groserías y hacerles fotos y videos, como en el caso de Navarrete, y cuando estos responden a los ataques ahí no más los capturan, porque las patrullas y motorizados se mantienen en la cuadra donde viven estos.

Lea además: Jueces archivan expedientes a presos políticos excarcelados, pero no regresan bienes

Por ejemplo, contó la abogada, al joven leonés Juan Pablo Alvarado Martínez lo quisieron capturar, lo citaron a la PO por una supuesta denuncia que hizo un sandinista que le llegó a destruir la puerta de su casa.

“Hacen el daño y luego se hacen las víctimas. Nosotros fuimos y denunciamos que más bien esa persona había destruido la puerta de la vivienda y nunca le dieron trámite a nuestra denuncia”, dijo Martínez.

Algunos excarcelados optan por el exilio

Algunos de los excarcelados que han optado por irse del país son Eyner López y José Ramón Montalván, quienes fueron liberados en marzo de este año y luego fueron apresados.

En el caso de López lo tuvieron preso más de 24 horas, según su abogado Arnulfo López. Su representado le contó que la Policía le propuso que trabajara para ellos infiltrándose en las marchas azul y blanco, pero él en vez de aceptar prefirió irse a Costa Rica con su familia.

De igual forma pasó con el excarcelado Montalván, quien fue citado a la PO, pero prefirió irse fuera.

Otros citados por la Policía han sido Richard Saavedra de Managua y Edwin Juárez Aguirre.

“El asedio es permanente si los muchachos se reúnen por algún cumpleaños o simple visita, los llegan a vigilar”, dijo la abogada Yonarqui Martínez.

Un caso de acoso reciente es el del profesor Ricardo Baltodano en un supermercado y el de Kicha López, en Diriamba.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: