Cheslor Cuthbert alarga racha a 30 turnos sin dar de hit en la MLB

Cheslor rompió la marca de 28-0 de David Green con San Francisco en 1985, aunque incluyendo a lanzadores Vicente Padilla tuvo de 35-0 en 2002.

Cheslor Cuthbert ha sido titular en los ocho partidos que ha disputado desde su regreso a las Grandes Ligas con los Royals de Kansas City. LA PRENSA/Ed Zurga/Getty Images/AFP

Cheslor Cuthbert no da de hit desde el 8 desde un jonrón el 8 de agosto ante Detroit. LA PRENSA/ARCHIVO

Si la confianza es el mejor picheo de un lanzador, seguramente debe ser el mejor swing de un artillero. Y en estos momentos,  la de Cheslor Cuthbert debe estar destruida con una hilera de 30 turnos sin conectar de hit, que es la más extensa para un bateador nica en la historia de las Grandes Ligas, sin incluir a los lanzadores.

Cheslor, quien alineó de sexto bate y tercera base de los Royals de Kansas City, se fue de 4-0 en la derrota de su equipo 11-5 ante los Mets de Nueva York.

Lea además: JC Ramírez aceptó asginación a Triple A y no va a la agencia libre

El costeño se fue de 4-0 por séptimo juego consecutivo y junto a los dos turnos que falló en la segunda mitad del partido del de 8 agosto ante Detroit, suman los 30 turnos oficiales sin sacarle música al madero, lo que ha hecho retroceder su promedio de .296 a .261, perdiendo poco a poco el brillo que había logrado en esta temporada.

El último hit de Cheslor fue un cuadrangular contra el zurdo Matt Boyd y todos creíamos que estaba en su mejor momento ofensivo, camino a establecerse de una vez por todas en el mejor beisbol del mundo.

El nica todavía tiene tiempo para enderezarse, con 38 partidos pendientes para los Royals, y este mal momento lo han atravesado grandes bateadores.

Cheslor rompió la marca de 28 visitas al plato consecutivas sin hit de David Green con los Gigantes de San Francisco en 1985, aunque si incluimos a los tiradores, quienes batean en la Liga Nacional, Vicente Padilla es el dueño de la marca con una hilera de 35 turnos en blanco en 2002, justamente su primer año como abridor y por lo tanto la primera vez que tomaba turnos al bate en un nivel tan exigente como las Ligas Mayores.

Dennis Martínez, quien jugó 28 años en las Grandes Ligas, tuvo una racha de 33-0  en 1990, cuando lanzaba para los Expos de Montreal.

Los Royals viajan a Baltimore para enfrentar a los Orioles y veremos si el mánager Ned Yost mantiene al nica en el line-up. Cheslor tiene la ventaja que los Royals no van a ningún lado este año y le podrían tener más paciencia.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: