Cafetaleros demandan que se auditen 25 millones de dólares de Conatradec

Los productores señalan que hasta la fecha se desconoce en qué ha invertido el Gobierno el millonario fondo aportado por los productores

Sector cafetalero pide una auditoría con resultados públicos del aporte a la Conatradec. LAPRENSA/ARCHIVO

Mientras en la Asamblea Nacional se aprobaba la reforma a la Ley de la Transformación y Desarrollo de la Caficultura, ayer el sector cafetalero demandó que se suspendiera la contribución por cada quintal exportado y que a la vez se auditen los 25.8 millones de dólares que conforman el Fondo de Conatradec, el cual viene aportando desde hace seis años y que está bajo el control del régimen de Daniel Ortega.

Según representantes del sector cafetalero, en total los productores han aportado 22 millones de dólares, los cuales habrían generado en intereses unos 3.8 millones de dólares, para un total de 25.8 millones.

Lea además: Cafetaleros ahogados por la crisis sociopolítica y la reforma tributaria, ahora tienen que lidiar con la imposición del fondo para la Conatradec

Los productores señalan que hasta la fecha se desconoce en qué ha invertido el Gobierno el millonario fondo aportado por los productores, dado que desde diciembre del 2013, cuando comenzaron a retener esa contribución, no se ha brindado un informe detallado sobre los objetivos alcanzados.

“Nosotros queremos que ese fondo se utilice con el fin que fue concebido, actualmente esos fondos están siendo administrados por el (estatal) Banco de Fomento de la Producción y desconocemos en qué se ha invertido, por eso exigimos una auditoría con resultados públicos”, dijo la presidente de la Alianza Nacional de Caficultores de Nicaragua, Aura Lila Sevilla, en la conferencia que se realizó en la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua (APEN).

Le puede interesar: Cafetaleros reclaman su aporte al fondo de Conatradec

Sin embargo, pese a la inconformidad del sector cafetalero, ayer la aplanadora orteguista de la Asamblea Nacional aprobó la reforma a la Ley de la Transformación y Desarrollo de la Caficultura, con setenta votos a favor y 15 en contra.

Con esta reforma, la dictadura de Ortega toma mayor control de la Conatradec y le resta participación al sector privado, que antes era liderado por un delegado del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) y que se retiró de los cargos que la dictadura le había concebido antes del estallido de la crisis en abril del 2018.

Lea además: Productores de Nicaragua atentos por fondo cafetalero en poder estatal

Antes que se diera esta reforma ayer en la Asamblea Nacional, los productores tenían que dar un aporte a la Comisión Nacional de Transformación de la Caficultura (Conatradec), de un dólar por quintal de café arábigo, cuando el precio internacional fuera de 140 dólares o menos. Ahora los productores pagarán un dólar por quintal cuando el precio oscile entre cien y 140 dólares, y cuando el precio sea menor de cien no pagarán nada.

Aunque pareciera un alivio en tiempos que el precio del café ronda los 97 dólares por quintal, los caficultores han sido claros y piden que se suspenda ese aporte en este tiempo de crisis, ya que el sector ha sido fuertemente afectado.

Le puede intersar: Representantes del sector privado abandonan la Conatradec y preocupa fondo

Pero también con la reforma a la ley están facultando al dictador Daniel Ortega a nombrar directamente a los nueve representantes del sector privado en la Conatradec, lo que ha causado inconformidad.

Resultados de la gestión de la Conatradec

Sevilla dijo que además de la auditoría, piden que se demuestre los resultados de la gestión de la Conatradec en los últimos cinco años, porque dudan de la efectividad de la misma.

“Que digan: ¿cuántas manzanas de café se renovaron? ¿Cuántos productores y organizaciones obtuvieron crédito con este programa? ¿Qué tecnología se adoptaron en el sector? ¿Cuántas investigaciones se realizaron? ¿Dónde está el laboratorio funcionando? ¿Cuántos productores se han capacitado? ¿Cuál fue el incremento de la productividad?”, expresó Sevilla.

Lea también: Cafetaleros nicaragüenses culpan al gobierno por crisis en el sector

No obstante, recientemente el presidente de la Comisión Económica de la Asamblea, el orteguista Wálmaro Gutiérrez, insistió en que ese fondo era colchón de respaldo, para que los pequeños productores accedan al crédito para el mejoramiento de sus plantaciones.

“Nos interesa beneficiar a los productores que tienen no menos de veinte manzanas hasta cincuenta manzanas (de tierra). Hablamos de muy pequeños, pero no a los medianos y muchos menos los grandes (productores) porque a ellos les prestan (los bancos). La segunda gran medida es que este fondo sirva para respaldar las líneas de crédito para financiar labores de mantenimiento de los cafetales, algo que la ley va a permitir con su reforma”, refirió Gutiérrez.

Otras afectaciones

Por otra parte, José Ángel Buitrago, presidente de la Asociación de Exportadores de Café de Nicaragua (Excan), señaló que el sector cafetalero enfrenta grandes desafíos por los incrementos en los costos operativos, el factor climático, la drástica caída de los precios internacionales del café, que está muy por debajo de los costos de producción y exportación de un quintal de café.

“Por consiguiente, esto ha provocado una reducción drástica en la inversión destinada al mantenimiento de las plantaciones y el crecimiento de las áreas, poniendo en riesgo el volumen de la producción para los siguientes años y generando desempleo en las comunidades cafetaleras”, dijo.

Buitrago afirmó que el sector es generador cada año de unos 350 mil empleos.

“Nosotros hicimos un cálculo y si las cosas siguen igual, probablemente hayan sesenta mil empleos menos en el sector cafetalero y eso es un impacto muy fuerte para la economía nacional”, sostuvo Buitrago.

El café sigue siendo el principal producto de exportación de Nicaragua: en los primeros siete meses de este año, este sector generó 371.8 millones de dólares, 15.1 millones más que el año pasado, esto principalmente por el mayor envío de volumen.

Café no está siendo fertilizado

Antes fertilizar una manzana de café costaba 1,021.22 dólares; con la reforma fiscal incrementó 229.46 dólares, lo que significa que ahora fertilizar una manzana cuesta 1,250.68 dólares.

Ernesto Baltodano, presidente de la Asociación Nicaragüense de Formuladores y Distribuidores de Agroquímicos (Anifoda), refirió que el sector ha disminuido su compra en fertilizantes y eso provocará que el rendimiento sea menor en el próximo ciclo productivo.

“El café está mal nutrido, mal alimentado, porque no se está fertilizando, y los efectos no los vamos a ver este año sino en el próximo ciclo”, dijo Baltodano.

Sostuvo que en lo que va del año se han dejado de comprar unas 15,000 toneladas de fertilizantes y solo el 70 por ciento corresponde al sector cafetalero.

Asimismo, detalla que el año pasado, ya con la crisis, se dejó de aplicar unas diez mil toneladas menos de fertilizantes en el café.

El régimen de Daniel Ortega aplicó con urgencia una reforma tributaria, en la que quitó la exoneración a los insumos agropecuarios, lo que ha golpeado los costos de producción del campo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: