Un nuevo apagón dejó sin energía eléctrica a once estados de Venezuela

El servicio de energía comenzó a restablecerse gradualmente entre una y dos horas después del corte. Este es el cuarto apagón que afecta el país en lo que va de 2019

Venezuela

Expertos han desestimado las continuas denuncias del gobierno sobre ataques a la infraestructura por parte de la oposición y Estados Unidos. LA PRENSA/AFP

Un nuevo apagón afectó la tarde de este martes a grandes partes de Venezuela, dejando a los ciudadanos sin servicios como el metro, informaron medios locales. Caracas, Miranda y Zulia eran algunos de los estados que encontraban sin energía eléctrica. El servicio comenzó a restablecerse gradualmente entre una y dos horas después del corte.

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, aseguró durante un sesión de la Asamblea Nacional que once estados venezolanos se encontraban sin el servicio, entre los Miranda y Vargas (norte). «Estaremos pendientes y daremos información precisa a través de la comisión (de administración y servicio) y la diputada Nora Bracho», dijo Guaidó.

Lea además: ¿Por qué con cada apagón colapsa Venezuela?

La estatal Corpoelec informó que la falla se produjo por una «avería», sobre la cual no dio detalles, y que personal de la empresa se hallaba en «proceso de recuperación del servicio».
Las interrupciones se empezaron a registrar hacia el mediodía, dejando fuera de operación el metro de Caracas -ciudad de cinco millones de habitantes- y colapsando el transporte público en áreas concurridas.

Chacao, Los Palos Grandes, El Rosal, Los Cortijos, Los Naranjos, Bello Monte, Colinas de Valle Arriba y Santa Inés. La Urbina, El Cafetal, Los Dos Caminos, Los Chorros, El Marqués, El Llanito, Macaracuay, Terrazas del Ávila, Los Ruices y Sebucán, eran algunos de los lugares que fueron afectados por el apagón. Tras el incidente, se activó el uso de Metro Bus para trasladar a los venezolanos en la ciudad de Caracas.

«Es por falta de mantenimiento, es como a un carro al que nunca le haces mantenimiento. Esto tiende a empeorar», declaró William Perozo, de 38 años, quien trabaja estacionando vehículos. Según informes de usuarios, los cortes se concentraron en suburbios del este, el oeste y la periferia norte.

Este es el cuarto apagón que afecta el país en lo que va de 2019 y el último afectó a 23 estados en julio pasado por una falla en la central hidroeléctrica de Guri (estado Bolívar, sur), fuente del 80% de la energía que consumen los venezolanos.

El régimen de Nicolás Maduro suele atribuir los apagones a sabotajes y denuncia que las sanciones de Estados Unidos le impiden comprar repuestos.

«Este día ya está muerto. Hay que caminar. Ya me ha tocado irme a pie (a la casa) y es terrorífico. Aquí lo que hay es que salir corriendo de este país», comentó Rita Macedo, de 50 años, empleada de una tienda de colchones. Empleados de algunos centros comerciales evacuaron las estructuras.

Puede interesarle: Juan Guaidó a la VOA: «Cúpula del régimen ‘de Maduro’ quiere salvarse»

Sumida en una grave crisis política y económica, Venezuela ha sufrido este año una serie de apagones, uno de los mayores en marzo pasado, cuando una gigantesca falla paralizó el país durante una semana.

Estas emergencias han impactado severamente los servicios de transporte, agua y las comunicaciones telefónicas. El dictadorsocialista Nicolás Maduro los atribuye a «ataques electromagnéticos» de Estados Unidos, en complicidad con la oposición, para derrocarlo. Pero los cortes de energía son habituales en el país con la mayor reserva petrolera desde hace varios años. Guaidó indicó este martes en Twitter que el apagón es «producto de la catástrofe generada por años de corrupción e indolencia».

Desde abril pasado se aplican racionamientos de energía que excluyen a Caracas. En estados como el petrolero Zulia (oeste) los cortes se prolongan en promedio 12 horas por día.

Contrarios a la tesis de los sabotajes, la oposición y especialistas responsabilizan al gobierno por falta de inversión, impericia y corrupción en medio de la debacle que, según el FMI, provocará este año una inflación de 1,000,000 por ciento y una contracción del PIB de 35 por ciento.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: