Parlamento británico incluye a Nicaragua entre los países donde hay una «amenaza severa» a la libertad de prensa

El Comité de Asuntos Exteriores del Parlamento del Reino Unido publicó este 9 de septiembre un informe llamado "La libertad de los medios está bajo ataque" 

periodistas, Gerall Chávez, amenazas, Reino Unido, Nicaragua, libertad de prensa

El camarógrafo de la AFP, Luis Sequeira, ha sido de los agredidos por la Policía Orteguista durante las protesta ciudadanas LA PRENSA/ ARCHIVO/ EFE

Nicaragua es de los países en el mundo donde la libertad de prensa enfrenta» un severa amenaza» por el asedio, hostigamiento y persecución a los periodistas y medios de comunicación, según recoge el informe «La libertad de los medios está bajo ataque», elaborado por el Comité de Asuntos Exteriores del Parlamento del Reino Unido y hecho público este 9 de septiembre.

El reporte del parlamento británico brinda a detalle el peligroso contexto de quienes ejercen la profesión del periodismo a nivel mundial, aunque se evidencia con las historias de denuncia de siete periodistas en igual países, entre ellos a Gerall Chávez, nicaragüense exiliado en Costa Rica desde diciembre del 2018 debido a las amenazas de muerte, acoso y orden de detención en su contra por el régimen de Daniel Ortega.

La denuncia de la persecución que sufre el periodismo independiente en Nicaragua se expone junto al riesgo que existe en particular en Pakistan, Sudáfrica, Turquía, Estados Unidos, China y que evidencian -según el Servicio Mundial de la BBC -con sede en Londres, Reino Unido- que «las libertades de los medios de comunicación mundiales y la confianza en los medios de comunicación están bajo ataque casi constante».

Lea Además: Aníbal Toruño, dueño de Radio Darío: «La orden de matarme estaba dada»

El Comité de Asuntos Exteriores británico concluyó que  «la libertad de los medios de comunicación está bajo ataque» basado en las descripciones hechas por los periodistas y sus seguidores de todo el mundo sobre «una amplia y cada vez peor serie de abusos» contra la libertad de prensa y el derecho a la información.

«La muerte es la mayor amenaza que enfrentan», afirma el reporte, pero también enumera entre los peligros en que los periodistas también son silenciados por leyes amplias o excesivas, y por acoso o intimidación tanto en persona como a través de Internet» por medio de las redes sociales.

«También luchan por lograr la independencia financiera y, por lo tanto, editorial, ya que sus modelos de financiación tradicionales se ven desafiados y el poder financiero sobre los medios se utiliza como palanca para lograr su obediencia o silencio», sostiene el informe.

La denuncia del reportero nicaragüense Gerall Chávez es destacada junto a la de Khadija Patel, editor en jefe del periódico The Mail and Guardian en Sudáfrica; John Daniszewski, de la organización Associated Press en los Estados Unidos; Jahanzaib Haque, editor del periódico Dawn en Paquistán; la Asociación de Periodistas de Hong Kong, China; reporteros de Turquía que prefirieron no se identificados por el temor a las represalias del gobierno.

Lea También: Periodistas oficialistas callan sobre ataques a la libertad de prensa y se rinden ante el régimen

Chávez es de los más de setenta reporteros, fotoreporteros y camarógrafos que fueron forzados a exiliarse a raíz de la crisis sociopolítica causada desde abril del 2018 en Nicaragua por la represión de grupos de choque y la Policía del régimen de Daniel Ortega contra las manifestaciones ciudadanas.

El periodista Ángel Gahona fue asesinado cuando informaba sobre la represión de la PO  las protestas en Blufields en abril del 2018. Su muerte sigue en la impunidad.

Chávez era reportero del Canal 14 de donde daba cobertura a los ataques de la Policía Orteguistas (PO) contra los manifestantes, la mayoría estudiantes universitarios, y la serie de abusos a los derechos humanos que han dejado al menos 328 asesinatos, dos mil heridos, decenas de torturados y cientos de presos políticos.

El informe sobre las amenazas a la libertad de prensa del Reino Unido destaca la grave situación en Nicaragua a través de la historia de Chávez, quien desde diciembre pasado está en Costa Rica exiliado por las  amenazas de muerte y al enterarse de que había una orden de arresto en su contra por parte de la PO. Se le acusó de los mismos delitos de «incitación al odio» por el que los periodistas Lucía Pineda y Miguel Mora, del Canal 100 % Noticias, fueron secuestrados y encarcelados durante seis meses por denunciar los abusos de la dictadura de Ortega.

La política de censura practica por Ortega incluye la confiscación de las instalaciones y equipos del Canal 100 % Noticias, Confidencial y Esta Semana así como el secuestro por parte de la Dirección General de Aduanas del papel, tinta y otras materias primas del Diario LA PRENSA, Hoy y El Nuevo Diario amenazando la sobrevivencia de la edición impresa de esos periódicos.

Lea Además: Editorial | El derecho de estar informados

«Es muy importante que el mundo preste atención a lo que está sucediendo con la libertad de prensa en Nicaragua. Necesitamos la asistencia de organizaciones o estados que puedan ayudar a los periodistas nicaragüenses tanto dentro como fuera del país», afirma Chávez en su denuncia incluida en el reporte del Reino Unido.

Chávez junto a otros reporteros en Costa Rica fundaron la plataforma Nicaragua Actual, que a través de Internet y las redes sociales siguen denunciado las violaciones a los derechos humanos que comete el régimen.

«Intimidación, persecución y amenazas de muerte» son las amenazas claves que enfrentan los periodistas en Nicaragua, de acuerdo al informe del Reino Unido.

periodistas, Gerall Chávez, libertad de prensa, Nicaragua
Simpatizantes orteguistas dejaron pintas con mensajes amenazantes en casa de la familia del periodista Gerall Chávez.
LA PRENSA/CORTESÍA

El periodista Chávez describe esas amenazas indicando que «si bien los paramilitares progubernamentales están destrás de la mayoría de las amenazas y la violencia, incluso la Policía Nacional participa en la represión».

«Se han registrado numerosos casos en los que la policía es responsable de ataques físicos contra periodistas. Cubrir manifestaciones es una de las tareas más peligrosas para los periodistas debido a la violencia practicada por la policía y los paramilitares. En algunos casos, los periodistas se ven obligados a huir de la policía como si fuesen delincuentes», es parte de la situación descrita por Chávez para el informe del Reino Unido sobre la libertad de prensa en el mundo.

Amenazas severas y universales

«Cuando los periodistas pierden sus derechos, todos lo hacemos. Sin embargo, las amenazas a la libertad de los medios son severas y universales, crecen y evolucionan. Se están extendiendo medios no libres, incluso a través de la transmisión y la imitación, desde países que lideran con malos ejemplos. La regresión se está produciendo en países donde se había logrado o esperado el progreso, e incluso en aquellos con buenos registros anteriores. Este problema no solo afecta a países lejano» del Reino Unido. Además, los acontecimientos negativos en el extranjero corren el riesgo de socavar la libertad de los medios de comunicación del Reino Unido». Esas son parte de las conclusiones del informe del Comité de Asuntos Exteriores británico.