Nicaragua se prepara para Olimpiada Mundial de Robótica 2019

Tercera Olimpiada Nacional de Robótica 2019: Derroche de talento, creatividad e innovación

El equipo que representará al país en la Olimpiada Mundial de Robótica porta la bandera nicaragüense. LA PRENSA /ROBERTO FONSECA

El equipo de la Universidad de Ingeniería (UNI) conformado por los jóvenes Patrick Chavarría y Noel Quiñónez, estudiantes de la Carrera de Ingeniería Electrónica, representarán a Nicaragua en la Olimpiada Mundial de Robótica que se realizará del 8 al 10 de noviembre en Hungría.  El equipo fue seleccionado durante la Tercera Olimpiada Nacional de Robótica, realizada este sábado recién pasado en el Colegio Lincoln con la participación de 89 equipos de distintos colegios y universidades públicas y privadas de Managua, Carazo, Granada, Matagalpa, Rivas, Chinandega, León, Bilwi, Waslala, Nueva Guinea, entre otros departamentos nicaragüenses.

Me siento demasiado bendecido, gracias a Dios se nos dio la oportunidad y las condiciones para esforzarnos y dar lo mejor de nosotros, dijo muy emocionado Patrick Chavarría, mientras que Noel Quiñonez destacó que con determinación y confianza en sí mismos se pueden hacer las cosas, ya que en las primeras rondas de la competencia no obtuvieron los resultados esperados.

Alenjandra Sánchez, representante de WRO Internacional, quien dio a conocer al equipo que representará a Nicaragua, indicó que los jóvenes ganadores cumplieron con todos los estándares de la competencia con un puntaje que supera el 80% del puntaje máximo en su categoría  en un tiempo inferior a los dos minutos.

 

Los niños y jóvenes participantes, distribuidos en cuatro categorías: We Do, Elementary, Junior y Senior, trabajaron arduamente en el diseño, construcción y programación de sus robots, enfocados en sus desafíos bajo la temática Ciudades inteligentes. Fueron cuatro rondas de competencias en las que los clubes participantes debían ir acumulando puntos de acuerdo a los parámetros establecidos por los jueces en el menor tiempo posible.

Durante todo el día, fue impresionante ver a los niños más pequeños, de la categoría We Do, que comprende a niños de seis a nueve años, concentrados en sus proyectos, trabajando en equipo y cumpliendo con las instrucciones y exigencias de la competencia, alejados de sus padres y enfocados en sus retos. Igualmente, los jóvenes de las otras tres categorías trabajaron duro para presentar sus proyectos en tiempo y forma.

Los primeros lugares

Todos los equipos ganadores posan para la foto oficial. LA PRENSA/ROBERTO FONSECA

El jurado calificador eligió a los tres primeros lugares en cada categoría. El Colegio Ceiba de León se llevó el primer lugar en la categoría We Do, en la categoría Elementary el primer lugar fue para el Colegio Lincoln; en la categoría Junior el primer lugar fue para el equipo del Colegio Lincoln, un equipo que por tres años consecutivos sale vencedor. Y el primer lugar de la categoría Senior es de la UNI y portará la bandera nicaragüense en Hungría 2019.

A pesar de ser una jornada que se alargó durante 12 horas, la competencia estuvo llena de mucha emoción, entusiasmo, esfuerzos y empeño de parte de los niños y jóvenes participantes, así como del acompañamiento de sus padres y amigos.

«Estamos tratando con una población que nació en una era digital, son nativos digitales, y debemos aceptar eso, ellos son parte de las tecnologías y debemos pensar si estamos cumpliendo con las expectativas educativas que ellos están demandando, debemos concentrarnos en eso, quiere decir que para que volvamos atractiva la educación dentro del sector público y privado debería estar el aspecto que interviene la tecnología, en este caso, la robótica», dijo Ernesto Varela, Gerente General de Comtech y promotor de la robótica educativa en Nicaragua.

Agregó que este año hubo una participación de niñas en un 30%, por lo que destacó la importancia y urgencia de promover más estas actividades entre el género femenino desde el centro de clase y  desde el hogar.

Mayor participación en Olimpiada de Robótica

89 equipos de diferentes departamentos del país participaron de la Olimpiada Nacional de Robótica

La robótica educativa ha venido ganando terreno en los últimos tres años y en esta tercera edición de la Olimpiada Nacional de Robótica se evidenció en la gran cantidad de equipos participantes, entre ellos, aproximadamente 40 colegios públicos, como parte de la apuesta que está haciendo el Mined por la robótica educativa, también participaron universidades públicas y privadas, así como colegios de la Costa Caribe Nicaragüense, hasta donde se fueron los premios del segundo lugar de la categoría Senior que fue para la Universidad BICU de Bluefields y el segundo lugar de la categoría Junior que fue para Nueva Guinea.

Adolfo González, director del Colegio Lincoln, institución anfitriona del evento y ganadora del tercer lugar de la categoría Senior y el primer lugar en las categorías Junior y Elementary, dijo que tienen más de tres años de contar con un laboratorio de robótica y les emociona ver el entusiasmo de los niños y jóvenes por esta disciplina.  «Ver esa pasión de los jóvenes nos emociona a nosotros de desarrollar más el colegio en esta actividad. Durante la Olimpiada ha sido maravilloso ver tanto talento en la juventud en la codificación, programación y ejecución de sus proyectos. Es algo que deberían hacer todos los colegios porque despierta la creatividad y el trabajo colaborativo», manifestó.

Por su parte, Gilda Tinoco, gerente de comunicación de Claro Nicaragua, empresa que apoyó la Olimpiada Nacional de Robótica, dijo: «Estamos sorprendidos de la calidad creativa e innovadora de los niños y jóvenes en esta tarde. Claro se une a esta tercera Olimpiada Nacional de Robótica con el objetivo de poder aportar a una educación de calidad que aporta al desarrollo de nuestro país, pero educación de calidad que implique tecnología e innovación y eso es la robótica».

Los jóvenes ganadores de la Olimpiada Nacional de Robótica, quienes representarán al país en las Olimpiadas Mundiales dijeron que ahora viene una período de ardua preparación en el que trabajarán duro para dar lo mejor de sí y dejar el nombre de Nicaragua en alto.