Muerte por presentación

Se debe trabajar en detalle cuál es el resultado que se quiere obtener; y diseñar entonces cuáles serían las formas más efectivas de lograrlo con una presentación, para que usted no torture —y aniquile finalmente a su audiencia— con la terrible Muerte por PowerPoint.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: