EE.UU. y México revisan acuerdo para frenar la migración irregular

El trato frenó las tensiones entre ambos países, después de que Estados Unidos se quejó de que la migración irregular,- procedente sobre todo de los países del Triángulo Norte-, inundó la frontera estadounidense.

A tres meses de la firma del acuerdo entre los gobiernos de México y EE.UU. para frenar la emigración irregular, las partes se vuelven a reunir en Washington el martes 10 de septiembre de 2019. Twitter

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, se reunirá el martes en Washington con el canciller de México, Marcelo Ebrard, para evaluar el avance del acuerdo migratorio firmado hace tres meses.

El trato frenó las tensiones entre ambos países, después de que Estados Unidos se quejó de que la migración irregular,- procedente sobre todo de los países del Triángulo Norte-, inundó la frontera estadounidense.

«Hace 90 días, México acordó intensificar sus esfuerzos para detener la inmigración ilegal a los Estados Unidos. Esperamos reunirnos mañana (martes) con los funcionarios del gobierno mexicano para hablar sobre sus esfuerzos recientes y discutir formas en que podemos continuar para asegurar la frontera. ¡Todavía hay más trabajo por hacer!», expresó Pence en Twitter.

Lea además: México reduce a la mitad el flujo migrantes hacia Estados Unidos

Pence admitió que «las detenciones fronterizas han disminuido en un 56%!» Escribió además: «México ha hecho más para asegurar nuestra frontera que los demócratas en el Congreso».

En virtud del acuerdo, México desplegó efectivos de la Guardia Nacional en sus fronteras y amplió su política de aceptar que los migrantes que piden asilo en Estados Unidos esperen en territorio mexicano mientras sus casos son procesados, conocida como Protocolo de Protección del Migrante (PPM).

Le puede interesar: Presidente mexicano reconoce falta de resultados en materia de seguridad

Se trata de la segunda revisión del acuerdo alcanzado en junio entre los gobiernos de Donald Trump y de Andrés Manuel López Obrador para reducir la migración irregular al norte, en su mayoría de familias de Centroamérica que huyen de la pobreza y la violencia.

El acuerdo firmado hace tres meses frenó la eventual imposición de aranceles a productos mexicanos, con los que amenazó Trump si México no hacía nada para contener el flujo migratorio.

El canciller mexicano desestimó el pasado viernes una eventual nueva amenaza de aranceles. Adelantó que México insistirá en su enfoque de combatir la migración irregular con el fomento del desarrollo económico de Centroamérica. «Urgimos al gobierno de Estados Unidos a respaldar la estrategia de México», dijo.

Lea también: EE.UU. y México redoblan esfuerzos para retornar migrantes

México ha asegurado que no aceptará ser «tercer país seguro», según lo reiteró Ebrard en su cuenta de Twitter el lunes.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: