Sospechoso de asesinar a mujer estadounidense en Matagalpa sigue prófugo

Organizaciones de mujeres y defensoras de derechos humanos en Matagalpa y Estelí, emitieron un pronunciamiento conjunto en el que repudian “el asesinato” de Martínez

Matagalpa

Juan Pablo Ortiz González, de 29 años. LAPRENSA/CORTESÍA

Juan Pablo Ortiz González, de 29 años, sigue huyendo y escondiéndose de la Policía Orteguista (PO) que lo señala como el presunto asesino de la estadounidense Ariana Enid Martínez García, de 36, a quien asestó un balazo en la frente la noche del domingo 29 de septiembre recién pasado en un barrio céntrico de la ciudad de Matagalpa.

Temprano, este martes 1 de octubre, en Matagalpa circuló el rumor de que Ortiz, presuntamente vinculado con grupos parapoliciales que operan en la ciudad, se había entregado el lunes en la delegación departamental de la Policía, lo que desmintió una fuente cercana al caso, indicando que esa entidad habría circulado al sospechoso y solicitado una orden judicial de captura en su contra.

Lea Además: «Esperando ser procesado, caso de los tranques”. Policía le marca la licencia de conducir a un excarcelado político en Matagalpa

Además, la Policía se habría comprometido a remitir el expediente con las diligencias de su investigación ante el Ministerio Público para que esa entidad formule los cargos correspondientes, aunque policialmente calificaron el crimen como “homicidio”.

En vida la estadounidense Ariana Enid Martínez García, de 36 años. LAPRENSA/CORTESÍA

Sin embargo, testigos del suceso afirmaron que, además de Ortiz, en el crimen habrían estado implicados otros dos hombres y una mujer que se movilizaban en motos.

En tanto, la embajada de los Estados Unidos en Nicaragua aseguró que siguen de cerca las investigaciones «que las autoridades locales están realizando sobre este acto atroz». «Expresamos nuestras sinceras condolencias a la familia por esta pérdida. Estamos listos para brindar el debido apoyo a la familia», aseguró la embajada.

Defensoras de mujeres repudian crimen

Mientras tanto, organizaciones de mujeres y defensoras de derechos humanos en Matagalpa y Estelí, emitieron un pronunciamiento conjunto en el que repudian “el asesinato” de Martínez, “confiando en que su crimen no quedará en la impunidad”.

Puede Interesarle: Policía busca a dos sujetos que mataron a cuchilladas a un hombre en Wiwilí, Jinotega

Además, “la existencia de grupos armados en nuestras comunidades que atemorizan principalmente a mujeres, niñas, niños, y la impunidad con la cual operan, pone en riesgo la seguridad de toda la población, especialmente la seguridad de mujeres, niñas y niños”, refiere el documento difundido por el Colectivo de Mujeres de Matagalpa, la Asociación de Mujeres Xilonem, de Estelí, Grupo Venancia y la Comisión Ejecutora de Matagalpa.

En una escueta nota de prensa que divulgó el lunes 30 de septiembre en Managua, la Policía señaló que supuestamente Martínez “intervino en discusión motivada por rencillas personales entre su cónyuge Maynor Fernando Valenzuela Blandón” y Ortiz González, quien “desenfundó un arma de fuego, realizó disparo que impactó a la víctima”.

Puede interesarle: Asesinan a balazos a un campesino en Wiwilí, Jinotega

Pero, según la versión de los testigos, la estadounidense y su esposo andaban en un carro acompañados por dos familiares y un amigo, a quienes iban a dejar a sus respectivas casas. Sin embargo, pasaron comprando “unas botellas de agua y unos chocolates” por la tienda de una gasolinera.

Le gritaron “tranquero hijo de puta»

Al momento en que Valenzuela se disponía a abordar su vehículo, los hombres le gritaron “tranquero hijo de puta, el comandante se queda, te vamos a matar”, procediendo a golpearlo incluso con la cacha de una pistola. En tanto, Ortiz González habría disparado contra Martínez asestándole un tiro en la frente.

Los agresores huyeron en las motos, mientras Martínez fue llevada por su pareja y familiares al hospital de Matagalpa, adonde llegó fallecida.

Lea También: Monseñor Rolando Álvarez: «Los nicaragüenses tenemos que reinventarnos»

Ortiz González, empleado de Correos de Nicaragua en Matagalpa, según la nota policial “posee antecedentes por delito de amenazas de muerte”.

El cuerpo de Blandón fue velado el lunes en la casa donde vivía con Valenzuela en el barrio Yagüare, al este de la ciudad, pero al anochecer, el féretro cubierto con una bandera de Nicaragua fue trasladado a Managua, donde su esposo y otros familiares continuaban realizando trámites para lograr el traslado a Estados Unidos.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: