Policía Orteguista libera al hombre que inyectó a su amigo y le provocó la muerte en Jinotepe

Según los familiares de la víctima, el hombre fue liberado el miércoles y posteriormente abandonó su vivienda

Al lado izquierdo Carla María Velásquez Bermúdez y su hermanastra Escarleth Cruz. Ambas muestran una foto en vida de Gustavo Adolfo Cruz Ruiz. LA PRENSA/MYNOR GARCÍA.

El hombre que le aplicó un medicamento inyectado contra el dolor a Gustavo Adolfo Cruz Ruiz – quien falleció horas después – fue puesto en libertad por la Policía Orteguista (PO). Su identidad sigue siendo también un misterio, pues a pesar de que era amigo de Cruz, la Policía no ha brindado información sobre el caso.

Según los familiares de la víctima, el hombre fue liberado el miércoles y posteriormente abandonó la vivienda que aparentemente rentaba. Se desconoce su paradero.

Lea además: No quiso ir al médico y prefirió ir con un amigo, quien le puso 18 inyecciones para curarlo, causando su muerte

Además dijeron que en la estación policial de Jinotepe se les informó que el hombre fue liberado porque se había vencido el término de las 48 horas en las que incurre el proceso investigativo.

Cruz Ruiz presentó problemas de ácido úrico el domingo pasado y tras la hinchazón en sus extremidades inferiores se negó a ir a un hospital y optó en visitar al hombre para que le inyectara un medicamento, el cual se desconoce y a las pocas horas falleció.

Puede interesarle: Encuentran semienterrado el cadáver de un adolescente en Rancho Grande, Matagalpa

Los resultados de la autopsia que se le practicó aún no han sido entregados por el Instituto de Medicina Legal (IML). Su hijastra Carla María Velásquez Bermúdez había relatado a LA PRENSA que a su padrastro le aplicó 18 inyecciones en diferentes partes del cuerpo. Los quejosos, siguen demandando justicia.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: