Discurso agresivo de Daniel Ortega no abonará a las relaciones con la Unión Europea, dicen exdiplomáticos

El dictador dedicó gran parte de su discurso a insultar las medidas de la UE, que el pasado 14 de octubre aprobó un marco jurídico para aplicar sanciones a funcionarios del régimen orteguista

El dictador Daniel Ortega junto al nuevo embajador de la Unión Europea en Nicaragua, Pelayo Castro. TOMADA DE El 19 DIGITAL

El discurso pronunciado el pasado 16 de octubre por el dictador Daniel Ortega, en la entrega de credenciales de embajadores, no abonará a las relaciones entre la Unión Europea (UE) y el régimen Ortega-Murillo, según expertos consultados por este diario.

Ortega dedicó gran parte de su discurso a insultar las medidas de la UE, que el pasado 14 de octubre aprobó un marco jurídico para aplicar sanciones a funcionarios del régimen orteguista. «¡Increíble! La Unión Europea se suma a las políticas norteamericanas !Increíble! Reconociendo a un presidente fantasma (Juan Guaidó de Venezuela) que fue electo como diputado… 50 países lo reconocen», dijo el dictador.

Puede interesarle: Analistas ven «fracaso monumental» del dictador Daniel Ortega ante Unión Europea

Para el exembajador ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Mauricio Díaz, el discurso de Ortega fue «impertinente» y «profundizará» la tensión con la Unión Europea. «El presidente estuvo impertinente, porque dedicarse atacar a la Unión Europea tiene la intención de profundizar la tensión. Es un irrespeto total a los procedimientos, fuera de tono de la práctica de la diplomacia».

Al finalizar su agresivo discurso contra la UE, Ortega sostuvo una conversación de 11 minutos con 17 segundos con el nuevo embajador de la UE en Nicaragua, Pelayo Castro. En la plática ambos se mostraban tensos; además, Castro fue al único embajador con quien Ortega conversó por más  minutos luego de finalizar su ponencia.

Lea También: Dictador Daniel Ortega insulta a la Unión Europea pero pide apoyo «incondicional» a la comunidad internacional

Díaz considera que el tema de conversación entre Ortega y Castro se centró en el discurso del dictador. «Al estar el embajador presente, es como haberle dicho eso al señor (Josep) Borrel -ministro español de exteriores-«. Por otro lado destacó que «el discurso de Ortega bloquea la posibilidad de que Europa coadyuve en la solución a la crisis», mencionó.

Fuera del protocolo diplomático

A juicio del excanciller de Nicaragua, Francisco Aguirre Sacasa, el acto de la entrega de credenciales de embajadores del pasado 16 de octubre va en «contra» de los procedimientos que dicta la diplomacia, principalmente con un embajador tan importantes como el de la UE.

«Tratándose de un embajador importante como el de la Unión Europea, que es tradicionalmente uno de los apoyos financieros más importantes, se le debió haber dado una audiencia por separada. Cordial entre el jefe de Estado y el embajador».

Sacasa también resaltó que el discurso de Ortega no es algo «usual» en términos diplomáticos y que si el dictador buscaba apoyo, criticar no fue la mejor opción a la que apeló. «El discurso fue agridulce, primero criticó y luego solicitó apoyo. Pasó fustigando a los que podían apoyar. Eso no se hace en la diplomacia».

Conocimiento de la crisis 

El nuevo embajador de la Unión Europea en Nicaragua, Pelayo Castro, no es ajeno a los problemas de la región. El diplomático, antes de ser embajador de la UE en Nicaragua, estuvo como jefe de misión en Costa Rica, donde trató temas como la migración forzada de nicaragüenses al vecino país del sur debido a la represión desatada por la dictadura.

Lea Además: Unión Europea aprueba régimen de sanciones para Nicaragua por violaciones a los derechos humanos

«Pelayo viene de Costa Rica. Fue un embajador extraordinario que se empapó de los temas de la región y la migración de nicas a Costa Rica, es un hombre empapado de la situación», expresó Sacasa.

De igual forma, el excanciller de Nicaragua destacó que Pelayo Castro, como un diplomático de carrera, deberá enviar un informe a la UE, destacando las críticas y ataques que refirió Daniel Ortega, así como el hecho de que no entregó su credencial en una reunión privada. «Pelayo enviará un informe a sus autoridades, comentando la crítica a la Unión Europea y el hecho de que no tuvo una reunión privada para las entregas de credenciales. Como diplomático de carrera lo tendrá que hacer», añadió.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: