Los nicaragüenses pagarán la ineficiencia de Disnorte-Dissur

Antes de la crisis en 2018, la distribuidora cobraba el 95 por ciento de la facturación de energía, sin embargo la recesión económica ha elevado la mora

El INE registra 1.2 millones de clientes del sistema eléctrico hasta marzo del 2019. LA PRENSA/ ARCHIVO/U. MOLINA

Aunque las pérdidas comerciales de Disnorte-Dissur se han elevado del 5 al 10 por ciento en el año por mayor morosidad en la facturación, el presidente de la Cámara de Energía de Nicaragua, César Zamora, advierte que el problema no se resuelve enjuiciando y embargando a los clientes.

Según la información que dispone Zamora, las pérdidas comerciales de la distribuidora de energía ascienden a seis millones de dólares en el año, y entiende que esta situación es consecuencia de la crisis económica que ha aumentado el desempleo, así como la pérdida de poder de los salarios.

Lea además: Disnorte-Dissur podrá llevar a juicios a clientes en mora sin que INE lo avale

“La caja distribuidora está golpeada, (pero) no es por robo (de la energía) sino que la gente no está pagando el cobro por la facturación… Es producto de la crisis económica sin ninguna duda y está golpeando a la distribuidora, que al final se afecta la caja de todo el sector eléctrico, por lo que hay que buscar mecanismos eficientes para que sea efectiva la recaudación”, dijo Zamora a LA PRENSA.

La Asamblea Nacional discute este lunes 21 de octubre la propuesta de reforma a la Ley de Estabilidad Energética (Ley 554) en la que el régimen de Daniel Ortega faculta a la distribuidora de energía usar las facturas en mora para embargar y enjuiciar a sus clientes, sin que el Instituto Nicaragüense de Energía (INE) certifique el incumplimiento de pago.

Lea también: Régimen de Daniel Ortega mete estocada a los usuarios que reclamen alteraciones de facturas en Disnorte- Dissur

Esa sería otra medida contra los consumidores para beneficiar a Disnorte-Dissur donde el Gobierno tiene el 16 por ciento de las acciones. Este año se ha incrementado en 18.38 por ciento la tarifa.

Zamora dijo que aun cuando el problema financiero de la empresa afecta la sostenibilidad del sector eléctrico, considera que deben buscarse mecanismos eficientes para reducir las pérdidas técnicas y comerciales. “Metiendo juicios expeditos para cobros no creo que sea lo más adecuado en este momento para la distribuidora”, afirmó.

Puede interesarle: Usuarios reclaman por incremento injustificado de consumo energético en Granada

Antes de la crisis en 2018, la distribuidora cobraba el 95 por ciento de la facturación de energía, sin embargo la recesión económica ha elevado la mora por lo que la facturación anda por el noventa por ciento, según la Cámara de Energía.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: