Cambio de sede de la COP-25 afectará interés sobre problemas de América Latina

Representantes del Foro Centroamérica Vulnerable Unida por la Vida-Capítulo Nicaragua advirtieron que lucharán por mantener los temas que afectan a los países que lo integran

El Foro Centroamérica Vulnerable Unida por la Vida-Capítulo Nicaragua, representado en el país por el Centro Humboldt, presentó este lunes un posicionamiento en el que advirtieron las afectaciones que puede traer a América Latina el cambio de sede de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2019, conocida como la COP-25.

El pasado viernes, Naciones Unidas anunció que la COP-25 se realizaría en Madrid, España, y no en Santiago, Chile, como estaba programado, pues el Gobierno chileno no pudo garantizar la seguridad para todas las delegaciones, ante las situaciones de protestas que se han desatado en el país. La COP-25 se espera que se realice desde el 02 hasta el 13 de diciembre.

Víctor Campos, director ejecutivo del Centro Humboldt, organización que representa al Foro Centroamérica en Nicaragua, explicó que como Foro les preocupa que, durante la COP-25, los problemas que enfrenta América Latina y Centroamérica «bajen» los niveles de atención, que podrían haber tenido si la Conferencia sobre el cambio climático se hubiera realizado en Santiago, Chile.

«Lamentamos que se haya tenido que ir la COP-25 fuera de nuestro continente. Sin embargo, entendemos las razones, aunque sabemos que este cambio llega en un momento que es crucial para la región y creemos que va a bajar la atención que la comunidad internacional va a poner en el subcontinente. Ahora, lo que estamos planteando es que ojalá se mantenga el interés de la comunidad internacional de los problemas latinoamericanos y centroamericanos», señaló Campos.

Lea También: Protestas en Chile: la ONU confirma a Madrid como sede de la Conferencia del Clima tras la renuncia de Piñera de acogerla

Asimismo, explicó que la importancia de la reunión en la COP-25 se basa en que en el próximo año entrará en vigencia el Acuerdo de París y que esperan que, en esta ocasión, América Latina si se convierta en un foco de atención porque también son una región vulnerable a los cambios climáticos.

Campos criticó que este tipo de situaciones, en las que se tiene que cambiar de sede por problemas de derechos humanos, revelan lo «desvinculado que está el tema de los derechos humanos de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, donde realmente los derechos humanos no son tomados en cuenta, con la importancia que esto se merece. En el sentido de que hay países que están sustentados por el Sistema Internacional de Protección de los Derechos Humanos que están ocupando directivas, como el caso de Nicaragua en el Fondo Verde, cuando no es compatible que gobiernos que son señalados de violaciones de derechos humanos, puedan estar desempeñando cargos de importancia dentro de la convención».

El director del Centro Humboldt adviritió que como Foro y organización nacional defensora de los recursos naturales, seguirán luchando porque el tema de derechos humanos sea introducido en la Convención y porque, durante la COP-25, América Latina pueda mantenerse en el interés de la comunidad internacional, en temas de financiamiento y en temas de prioridades políticas en la región.

Por su parte, Alejandro Alemán, oficial de cambio climático del Centro Humboldt, agregó que parte de sus prioridades, durante de la COP-25, será el tema de la «adaptación al cambio climático, pérdidas o daños que han sido causadas por el cambio climático, que han sido motivadas por causantes de países desarrollado».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: