Vilma Núñez recibe el Premio Internacional de la Paz de Bremen 2019

El galardón otorgado por la Fundación Die Schwelle, de Alemania, honra cada dos años a personas y organismos que han dado buen ejemplo con su lucha por los derechos humanos

Vilma Núñez

Vilma Núñez, defensora de los derechos humanos. LA PRENSA/Oscar Navarrete

A sus 81 años, la defensora de derechos humanos, Vilma Nuñez de Escorcia, recibirá el próximo 15 de noviembre el Premio Internacional de la Paz de Bremen 2019, en la categoría «Embajadora de la paz en la vida pública», en una ceremonia que se celebrará en el Ayuntamiento de Bremen, en Alemania.

El galardón otorgado por la Fundación Die Schwelle, de Alemania, honra cada dos años a personas y organismos que han dado buen ejemplo con su lucha por los derechos humanos, la superación del racismo, la justicia social, la interacción sostenible con la naturaleza y el entendimiento intercultural e interreligioso.

Lea Además: Vilma Núñez recibe reconocimiento por su trayectoria en la defensa de los derechos humanos en Nicaragua

Otros reconocimientos van dirigido a la activista por la democracia en Bielorrusia, Olga Karatch, quien recibirá el premio «Trabajadora de paz de base»; y a la  oenegé Women Wage Peace, que promueve la paz en Israel y Palestina, que se alzará con el «Premio de los donadores por iniciativas de fomento».

«Tiene una significación muy especial, muy emotiva porque con Bremen yo me vinculé desde hace muchísimo tiempo (…) a estas alturas de mi vida me den este reconocimiento, me siento contenta, es como un estímulo en esta lucha que llevamos que no tiene retroceso, que no tiene descanso», dijo Núñez.

Una luz de esperanza en medio de represión

Para la activista, el nuevo reconocimiento que suma a su carrera debería interpretarse como «una voz que se alza en Alemania a favor de la lucha del pueblo de Nicaragua», ya que su compromiso está «indisolublemente ligado» a la lucha que mantiene el país.

Puede interesarle: Vilma Núñez: «Ortega tiene ahora su propia masacre de estudiantes»

Núñez, directora del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), dijo que este premio resulta positivo para el organismo porque la motiva a continuar en la lucha por la observancia de los derechos humanos, aún en  escenarios adversos como el que actualmente vive Nicaragua.

Vilma Nuñez destacó que este tipo de premio representa un «levantón de ánimo» ante las agresiones, represión e incomprensión» que atraviesa el país, ya que se alza una voz de apoyo para los nicaragüenses más allá de la frontera del país.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: