Los ingresos tributarios crecen 10.3 por ciento hasta septiembre, pese a caída del IR que pagan los trabajadores

Entre enero y septiembre el Ejecutivo percibió 59,515.9 millones de córdobas de ingresos, de los cuales 55,365.7 millones de córdobas, o sea un 93 por ciento, provienen de los ingresos tributarios.

En seis meses la reforma a la Ley de Concertación Tributaria generó al Ejecutivo 6,570 millones de córdobas adicionales, lo que significó un aumento del 10.3 por ciento con respecto a lo que recaudó en similar lapso del año pasado, según refleja el informe de ejecución presupuestaria hasta septiembre de este año.

Según el Ministerio de Hacienda y Crédito Público luego de la caída del 12.3 por ciento en el primer trimestre (antes de la reforma tributaria), en los siguientes dos trimestres hubieron crecimientos significativos: 24.2 por ciento en cada uno.

Con ello, los ingresos tributarios sumaron entre enero y septiembre de este año 55,365.7 millones de córdobas, el 93 por ciento del total de los ingresos totales del erario.

Por tipo de impuesto el aporte se distribuyó así: el Impuesto sobre la Renta (IR) generó 26,064.2 millones de córdobas; el Impuesto de Valor Agregado (IVA) importado e interno aportó 17,623.2 millones de córdobas; el conglobado a los combustibles 4,214.3 millones de córdobas; y el Impuesto Selectivo de Consumo captó 3,296.8 millones de córdobas.

Lea también:Funides cree que el régimen de Ortega está haciendo muy poco para proteger el empleo y contener el aumento de la pobreza

Al respecto, un economista que prefiere no ser citado, señala que la recaudación tributaria en términos reales (es decir ajustado al impacto inflacionario),  habría aumentado solo alrededor de un 5 por ciento, pero “dada la carencia de datos, cuya publicación ha sido suspendida por el BCN, no es posible establecer una relación precisa entre la variación real de las variables económicas agregadas o del comportamiento del consumo de ciertos productos, y el comportamiento de la recaudación”.

Cae el impuesto sobre la renta de trabajo

Uno de los aspectos que revela Hacienda es la caída del IR que aporta el mercado del trabajo, lo que refleja la grave situación en la que se encuentra este sector, en momentos que el régimen de Daniel Ortega ha minimizado el quiebre de empresas.

El IR en general creció 10.7 por ciento, lo que significó un aporte de 2,562.5 millones de córdobas adicionales con respecto a los acumulados en similar periodo del año pasado.

Y si bien el IR muestra incrementos en todos sus componentes, el que grava la renta del trabajo cae 3.4 por ciento. Al respecto, «hasta septiembre se recaudó 4,951.8 millones de córdobas mientras que el año pasado para la misma fecha se captó 5,125.5 millones de córdobas, esto a pesar de la reforma tributaria».

Lea además:Economía de Nicaragua atrapada en una profunda recesión: PIB caerá 1.1% el próximo año, según Funides

“La caída en la recaudación del Impuesto sobre la Renta que grava las Rentas del Trabajo estaría reflejando la reducción del empleo en el sector privado formal”, considera el economista.

Recientemente la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides) señaló que antes del estallido de la crisis, en el 2017, habían 121,000 nicaragüenses que estaban buscando empleo, pero esta masa se habrá ensanchado a 237 mil al finalizar 2020.

El economista también explicó que hubo un fuerte incremento en la tasa del anticipo sobre el Impuesto del Pago Mínimo Definitivo y en las tasas de retención, lo que “fue capaz a duras penas de contrarrestar los efectos de la caída de la actividad económica sobre la recaudación del Impuesto sobre la Renta de Actividades Económicas. Lo mismo ocurre en el caso de las ganancias y pérdidas de Capital”.

En el caso de la recaudación del impuesto sobre las Rentas del Capital, el informe establece que el fuerte incremento «es producto de la aplicación de la nueva tasa de retención de este rubro del IR, sobre ingresos extraordinarios por operaciones de venta de activos y otras operaciones relevantes».

Puede interesarle:Régimen de Ortega golpea la inversión pública con una subejecución del 49%, mientras guarda millones en los bancos y el BCN

Consumo interno no ayudó al IVA

En cuanto al Impuesto al Valor Agregado (IVA), este muestra una modesta recuperación, apenas creció 1.5 por ciento en los productos importados y en ventas internas comparado con el 2018.

“La recaudación neta del IVA total (por transacciones internas más importaciones) acumulada a septiembre fue de 17,623.2 millones de córdobas, lo que equivale una sobre ejecución de 2.4 por ciento con respecto a la meta presupuestada en el período. En relación al mismo período del año 2018, la recaudación es mayor 941.7 millones de córdobas, es decir 5.6 por ciento, originado principalmente por la recaudación del IVA a las importaciones”, detalla el informe.

La recaudación de IVA por ventas internas a septiembre 2019 es de 7,092.0 millones de córdobas, mientras que en el IVA importado, a septiembre 2019 alcanzó un total de 10,531.2 millones de córdobas.

Crece el Impuesto Selectivo de Consumo

Por otra parte la recaudación total a septiembre por Impuestos Selectivos al Consumo (ISC) es de 9,806.8 millones de córdobas, de los cuales 2,295.7 millones de córdobas, o sea el 23.4 por ciento corresponden a ventas internas; 4,214.3 millones de córdobas (43 por ciento) a impuesto específico al consumo de combustibles; y 3,296.8 millones de córdobas (33.6 por ciento) a importaciones.

Con respecto al año 2018, se observa un incremento de 1,681.4 millones de córdobas, es decir un 20.7 por ciento.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: