Gobierno español llama a consultas a su embajadora en Nicaragua después que Daniel Ortega negara la entrada al Secretario de Estado

"La decisión del Gobierno de rechazar, por tercera vez, una visita de alto nivel, dificulta la mutua interlocución", con Nicaragua, señaló el gobierno español través de un comunicado

A la izquierda a parece el embajador de Nicaragua en España, Carlos Midence, en medio el Secretario de Estado Juan Pablo de Laiglesia. LAPRENSA/CORTESÍA

El Ministerio de Relaciones Exteriores español llamó este miércoles a consultas a su embajadora en Nicaragua, María del Mar Fernández, «para analizar la situación de la relación bilateral» con el país centroamericano, después que el pasado lunes 19 de noviembre, el régimen de Daniel Ortega negara la entrada al país al secretario de Estado de Cooperación Internacional y para Iberoamérica de España, Juan Pablo de Laiglesia, quien pretendía reunirse con sectores de la sociedad civil.

«La decisión del Gobierno de rechazar, por tercera vez, una visita de alto nivel, dificulta la mutua interlocución», con Nicaragua, señaló el gobierno español través de un comunicado.

Puede interesarle: España reclama a dictadura de Nicaragua por la represión a Iglesia Católica en Masaya

También informó sobre una reunión entre el Secretario de Estado de Cooperación Internacional con el embajador de Nicaragua en España, Carlos Midence, «para trasladarle el malestar del gobierno español», sobre la decisión del régimen de Ortega.

En el documento, el gobierno español señala también que a más de un año y medio de que estallaran las protestas contra el régimen de Daniel Ortega en 2018, «la situación continúa deteriorándose».

Lea además: Elecciones en España: el PSOE y Unidas Podemos llegan a un acuerdo de gobierno con Pablo Iglesias como vicepresidente

El gobierno español en su comunicado se refirió a los actos de violencia que se han suscitado en Nicaragua en los últimos días como parte de la campaña represiva del régimen contra la oposición.

«El país está conociendo un recrudecimiento de la represión por parte de las fuerzas policiales y parapoliciales contra familiares de manifestantes presos que reclaman su libertad, así como episodios violentos y asedios tanto a la Iglesia de San Miguel, en la ciudad de Masaya, como a la Catedral Metropolitana de Managua», manifestó el gobierno español.

Puede interesarle: En estreno mundial la película: “Sergio Ramírez, la herencia de Cervantes en Centroamérica”

Ante tales actos de violencia, el gobierno de España hizo un llamado a la dictadura de Daniel Ortega a que cesen los actos represivos contra la oposición, «se restituyan y garanticen los derechos de manifestación, expresión y prensa de conformidad con la constitución nicaragüense y se recupere la negociación política basada en el respeto de los derechos humanos y los principios democráticos».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: