Régimen orteguista utiliza a UNEN para forzar a universitarios a firmar «proclama por la paz» de Rosario Murillo

UNEN pide firmas a estudiantes para apoyar la proclama "con la paz no se juega", que utiliza el régimen orteguista para atacar a la Iglesia Católica

universitarios

Los universitarios continuaron su protesta desde la pasarela de Universidad Americana (UAM). Foto: La Prensa/ Ana Cruz

Dirigentes Coordinadora Universitaria por la Democracia y la Justicia (CUDJ) denunciaron y  rechazaron la manipulación y represión que ejerce la dictadura de Daniel Ortega al hacer firmar a estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN), Universidad de Ingeniería (UNI) y Universidad Agraria (UNA), la proclama «con la paz no se juega» que desde hace días anuncia la sancionada vicepresidenta designada Rosario Murillo, y que es una amenaza a la Iglesia Católica.

Victoria Obando y Noé González, miembros de la CUDJ, manifestaron que esta proclama está siendo dirigido en las universidades por la Unión Nacional de Estudiantes de Nicaragua (UNEN), brazo represor de la dictadura en las universidades, con el fin de manipular a los estudiantes becados, y de alguna manera amenazarlos con perder estos beneficios si no firman. Desde jueves en los recintos universitarios públicos circuló una lista para que el estudiante firmara la proclama, aseguraron los líderes estudiantiles.

Lea Además: «Agua para las madres y libertad para sus hijos». Estudiantes realizan plantón dentro de la universidad Thomas Moore

 

Este es la hoja que circuló desde este jueves por recintos universitarios públicos para recolectar firmas en apoyo a la proclama orteguista. LA PRENSA/CORTESÍA

«Es una amenaza directa: si no firmás sabés que estás en la lista de que en cualquier momento te quitamos la beca o te podemos expulsar.  Es una manipulación directa desde el Ejecutivo. Es un préstamo del servicio desde el CNU (Consejo Nacional de Universidades) con la preventa de los directores de los recintos de la (Universidad) Agraria, UNI y UNAN para hacer ver de manera política que tienen al estudiantado de su lado, pero es mentira. Si algunos chavalos se han visto comprometidos a firmarlos, es porque no quieren perder su beca», afirmó Obando.

González interpreta esta acción de parte del régimen como una represión para validar su poder dentro de las universidades, y de «miedo» ante el levantamiento de las protestas universitarias que se han realizado en estos últimos dos días estudiantes de la UCA, la UAM y Thomas Moore, en apoyo a la Iglesia Católica y liberación de los más de 150 presos políticos.

Lea También:  Así protestaron los estudiantes desde la UCA en apoyo a madres de los presos políticos y la Iglesia Católica

Siguen en la lucha

Según un medio oficialista, docentes y universitarios de estas tres universidades mostraron su total apoyo y «reconocen que el pueblo de Nicaragua necesita de la paz para seguir avanzando en el país». Sin embargo, los discursos de Murillo, lejos de proclamar la verdadera paz, arremete con odio contra la iglesia católica, a la cual acusa de «dividir» a los nicaragüenses.

«La paz que ellos promulgan es una paz de odio, de encarcelamiento. Nosotros rechazamos enfáticamente el comunicado de Murillo y cualquier acto de manipulación hacia la comunidad estudiantil con los formatos donde se le están pidiendo firma para mantener la paz», manifestó González.

Puede interesarle: Murillo exige «trato respetuoso» a la iglesia católica mientras llama «lobos repugnantes» a la oposición

El líder estudiantil aseguró que seguirán manifestándose pese a las amenazas que pudiera hacer la dictadura orteguista. La lucha la mantendrán hasta lograr la democracia en el país y la autonomía universitaria, expresaron los miembros de la CUDJ.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: