Bernie Sanders, aspirante demócrata a la Presidencia de EE.UU.: Ortega se convirtió en un dictador desde que llegó al poder

Sanders, quien tiene un historial de apoyo a los movimientos de izquierda en Latinoamérica, dijo que Ortega es una "excepción a la regla" en referencia a los gobiernos socialistas que han generado progreso en la región

Daniel Ortega, Unión Europea

Daniel Ortega regresó al poder en 2007. LA PRENSA/AFP/Archivo

El aspirante demócrata a convertirse en el candidato de su partido para las elecciones en Estados Unidos en noviembre de este año, Bernie Sanders, reconoció, en una entrevista con The New York Times, que Daniel Ortega se convirtió en un dictador desde que llegó al poder en los años 80.

Sanders, quien tiene un historial de apoyo a los movimientos de izquierda en Latinoamérica, dijo que «Ortega es una buena excepción a la regla», en temas de los gobiernos socialistas que han llegado al poder y han propiciado cambios democráticos en América Latina.

«Llegó al poder hace tiempo en los años 80 y desde entonces se convirtió en un dictador, y creo que eso es desafortunado», dijo el senador de Vermont que pretende competir contra Donald Trump en las lecciones estadounidenses.

Esta sería la primera vez en la que Sanders llama públicamente dictador a Ortega. En 2016, el senador norteamericano dijo en un debate con la entonces candidata Hillary Clinton: «Yo fui a Nicaragua y fuertemente me opuse al esfuerzo de la administración de (Ronald) Reagan de derrocar ese gobierno (sandinista)» en referencia al financiamiento que el entonces presidente de los Estados Unidos brindó para la contrarrevolución.

En 1985, Sanders, entonces de 43 años, viajó a Nicaragua para reunirse con Ortega, ya presidente en ese momento. El senador recorrió varias partes del país, azotado por la violencia de la guerra civil entre contras y sandinistas. «Después de muchos años de dominación económica y política, Nicaragua está decidida a no ser más una república bananera, y es libre de tomar sus propias decisiones», declaró Sanders a El Nuevo Diario, según un reporte del Times de mayo de 2019.

Como uno de los candidatos favoritos a competir en las elecciones presidenciales, el senador Sanders siempre ha criticado la política estadounidense de incidencia en los gobiernos latinoamericanos, como en Cuba, Nicaragua, Chile, etc.

«Creo que estuvo mal derrocar a Salvador Allende en Chile, y estuvo mal derrocar al gobierno brasileño. Incorrecto derrocar al gobierno en República Dominicana, equivocado derrocar al gobierno granadino. Ya sabes, es solo Big Brother pensando que tienen el derecho a intervenir, lo que quiera en América Latina», expresó Sanders en la entrevista con el Times publicada este lunes 13 de enero.

El político que lucha por la nominación demócrata dijo que Venezuela también es una excepción a la regla de los gobiernos socialistas en la región.

Desde asumió la presidencia de Nicaragua en 2007, Ortega se ha mantenido en el poder a través de reelecciones ilegales y fraudulentas. Junto a su vicepresidenta y esposa, Rosario Murillo, han controlado todo lo que pasa en el país y han socavado la institucionalidad y democracia.

Pero fue hasta 2018 que el mundo empezó a voltear sus ojos a Nicaragua, cuando inició una violenta represión del régimen de Ortega a quienes salieron a manifestarse en su contra. Las protestas ciudadanas fueron sofocadas violentamente por la Policía y las fuerzas parapoliciales, armadas por el Estado, dejando 328 personas asesinadas, según datos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Desde entonces, el gobierno de Estados Unidos, bajo la administración de Trump, ha aplicado sanciones económicas a 15 funcionarios del régimen de Ortega, incluidos Rosario Murillo y dos de los hijos de la pareja presidencial: Laureano y Rafael Ortega Murillo.

Asimismo ese país norteamericano ha abogado por la celebración de elecciones adelantadas, libres y transparentes como salida a la crisis que vive Nicaragua. El mismo Trump dijo en febrero de 2019 que «los días del socialismo están contados en Venezuela, Nicaragua y Cuba».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: