EE.UU. anuncia sanciones contra empresa petrolera rusa Rosneft por negociar con Maduro

Rosneft es una empresa petrolera propiedad del gobierno ruso con sede en Moscú. La sanción de este martes es para Rosneft Trading, una sociedad mercantil, registrada en Suiza, subsidiaria de Rosneft Oil.

Rosneft es una empresa petrolera propiedad del gobierno ruso con sede en Moscú. La sanción de este martes es para Rosneft Trading, una sociedad mercantil, registrada en Suiza, subsidiaria de Rosneft Oil.

El representante Especial para Venezuela del gobierno de Estados Unidos, Elliott Abrams, informó el martes que la empresa petrolera rusa Rosneft y el vicepresidente de la misma, Didier Casimiro, han sido sancionados como parte de una nueva serie de acciones que buscan cercar al gobierno en disputa de Nicolás Maduro.

Rosneft es una empresa petrolera propiedad del gobierno ruso con sede en Moscú. La sanción de este martes es para Rosneft Trading, una sociedad mercantil, registrada en Suiza, subsidiaria de Rosneft Oil.

Puede interesarle: Eurodiputado urge al Parlamento Europeo imponer sanciones al régimen de Daniel Ortega

«Esta es una reacción al amplio crecimiento de esta empresa (Rosneft) sobre el petróleo venezolano», dijo Abrams. Agregó que Rosfnet ha lucrado con la situación y crisis que el país vive.

Asimismo, advirtió a otras empresas que dejen de apoyar al gobierno de Maduro o verán sanciones similares.

«Todos los que participen en transacciones con Rosneft podrían estar sujetos a sanciones», agregó Abrams.

La sanción económica anunciada este martes se convierte en la primera que implica a una empresa extranjera y que no es parte directa del gobierno en disputa o de uno de sus funcionarios.

Según Abrams, el comercio de Rosneft ha facilitado el envío de dos millones de barriles a África occidental y han extraído cerca de 55 millones de barriles.

Lea además: Maduro busca justicia internacional en demanda contra gobierno de Trump

Asimismo, advirtió que los mercados petroleros están suficientemente abastecidos, y que esta acción no afectará al mercado internacional.

«Esto tiene una solución fácil y rápida, dejen de hacer negocios con ellos», dijo Abrams a Rosneft. «Permitan una transición democrática y tendrán un campo libre y abierto para que todos puedan negociar en términos comerciales normales».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: