¿Formar un partido nuevo o utilizar la casilla de uno de los partidos que ya existen? La encrucijada de la Coalición Nacional

Un partido evangélico, dos partidos sin papeles, una casilla manchada por el pacto y una joven agrupación política han ofrecido su lugar en la boleta a la Coalición Nacional. ¿Quiénes son y cuáles son sus pros y contras?

En la actualidad existen en Nicaragua 18 partidos políticos que cuentan con personería jurídica. LA PRENSA/ARCHIVO

Contenido Exclusivo CONTENIDO EXCLUSIVO.

La Coalición Nacional que agrupa a varias organizaciones sociales y políticas, actualmente no es un partido político, por tanto, no tiene una casilla para las eventuales elecciones que se supone se celebrarán en Nicaragua el próximo año.

En la actualidad existen en Nicaragua 18 partidos políticos que cuentan con personería jurídica. De los cuales, ocho de manera abierta son aliados del Frente Sandinista. De los restantes, seis aseguran ser oposición al Frente.

Los liberales de Arnoldo

El PLC actualmente transita en sus horas más bajas. La falta de credibilidad, el desencanto de sus votantes históricos y una sensación de que son prescindibles no hacen atractiva su casilla.

Por otro lado, el politólogo, José Antonio Peraza, destaca que es un partido histórico y que ya le ha ganado al Frente Sandinista en el pasado.

“Tiene marca, pero está controlado por Arnoldo Alemán y la gente está resentida por el pacto”, opina Peraza.

Ciudadanos por la libertad

También han ofrecido su casilla para correr en unas elecciones contra Daniel Ortega. Ciudadanos por la Libertad (CxL) es un partido joven, fundado en 2016. Este partido le ha arrancado una considerable tajada de votantes al PLC y al Partidos Liberal Independiente (PLI).

Lea Además: Avanzan conversaciones entre la Alianza Cívica y partidos políticos 

Se le señala por participar en las elecciones municipales de 2017, y “hacerle el juego al Frente”, además de que recibió su personería jurídica de manos del expresidente del Consejo Supremo Electoral, Roberto Rivas, hoy sancionado por Estados Unidos y desaparecido de la vida pública.

El partido del pastor

Saturnino Cerrato ofreció en febrero de este año la casilla del Partido Restauración Democrática (PRD) sin ningún tipo de condiciones a la Alianza Cívica y la Unidad Nacional.

En su contra juega que es un partido nuevo y sin apenas recorrido político y presencia en los territorios. A su favor está que pese a ser un partido fundado por un pastor evangélico, están abiertos a que exista representación de la diversidad sexual y feminista en sus filas. Desde el interior de la Unidad Nacional ven con buenos ojos la posibilidad de correr en la boleta con la casilla del PRD.

¿Conservadores?

También está la casilla de otro partido histórico, como el Partido Conservador (PC). Alfredo César, renunció a su puesto de diputado en la Asamblea Nacional y se rumoró que podía entrar en la Alianza Cívica. Sin embargo, recientemente anunció la formación de una agrupación llamada “Unión de centro derecha”, dentro de este movimiento está el PC, por lo que casi se descarta el uso de esta casilla. Además, el mismo Alfredo César ha dicho que no van a formar alianza con partidos de izquierda.

Partido sin papeles

Por otro lado, el político Moisés Hassan, según varias fuentes opositoras está abierto a ofrecer la casilla del Partido Acción Ciudadana (PAC), pero desde 2016 este partido está en una especie de limbo jurídico luego de que la Corte Suprema de Justicia, anulara las dos directivas de este partido y quedara fuera del juego político.

En una situación similar está el Movimiento Renovador Sandinista (MRS) que desde 2008, no tiene personería jurídica después de que se la retiraran por órdenes del régimen de Daniel Ortega.

“Lo importante es que vayamos todos juntos”, asegura José Pallais, de la Alianza Cívica, mientras que José Antonio Peraza, opina que primero se deben de hacer profundas reformas electorales que permitan formar nuevos partidos y alianzas políticas.

Lea además: Gustavo Porras habla de las reformas electorales y condiciones para los partidos 

“Deberían poder correr en elecciones todos los partidos que así lo quieran y que se puedan formar las alianzas necesarias”, manifestó a la Revista DOMINGO.

Aunque asegura que Daniel Ortega difícilmente vaya a ceder a todas las reformas y va a explotar al máximo las diferencias entre las diferentes casillas existentes.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: