La lucha por elecciones libres

En la larga lucha por elecciones libres y transparentes en Nicaragua y las reformas electorales que las garanticen, quiero destacar hoy los aportes de un grupo de ciudadanos que desenmascararon el fraude electoral mejor documentado de nuestra historia y marcharon cívicamente 57 veces, desde el 20 de mayo del 2015 cada miércoles —bajo asedio policial y en ocasiones, bajo brutal agresión— ante el CSE exigiendo elecciones libres, transparentes y observadas.

Reconocido por moros y cristianos como “el fraude mejor documentado de la historia” fue el de las elecciones municipales del 2008, cuando el FSLN se robó descaradamente más de 40 alcaldías, incluyendo la del “premio mayor”, Managua, que disputaban Eduardo Montealegre y Alexis Argüello. Evidenciar el fraude fue posible gracias a la recuperación física de todas las actas, su acopio y digitalización para luego subirlas al internet y contrastarlas con las que oficializaba el CSE.

Es menester recocer ahora que ello fue posible gracias a un operativo de defensa del voto montado entonces por la actual presidente del partido Ciudadanos por la Libertad, Kitty Monterrey, apoyado por la Cruzada Ciudadana. Una logística impecable de fiscales permitió conocer en detalle y en tiempo real, cuáles Juntas Receptoras fueron contabilizadas, cuáles fueron falsificadas o alteradas y cuáles jamás fueron contabilizadas porque no convenía al FSLN. El fraude fue documentado ampliamente ante la comunidad internacional en una presentación que tuvo lugar en Monte Tabor.

Los “miércoles de protesta” eran organizados y encabezados por la dirigencia del PLI, compuesta, salvo algunas excepciones, por la dirigencia de lo que hoy es Ciudadanos por la Libertad. Luego se sumaron dirigentes de otras organizaciones en la medida que se iban incorporando a la Coalición Nacional por la Democracia. Las marchas salían de la sede de Ciudadanos, en Colonial Los Robles, bajaban hasta la pista Cardenal Obando marchando hacia el oeste, y luego se enrumbaba por la Carretera a Masaya hacia el norte, hasta topar con una valla de policías antimotines en Metrocentro, que impedía llevar la protesta cívica hasta el propio CSE.

Durante los meses que duraron las marchas, solo interrumpidas por Navidad y Año Nuevo del 2015, fuimos agredidos varias veces, las más graves: el 9 de julio del 2015 por la Policía Orteguista provocando heridos y el 11 de noviembre por los Rejudines, cuando casi matan a garrotazos a Augusto Valle, Pepe Matus, Rodolfo Quintana y Gerardo Mercado, entre otros. El más golpeado, Augusto Valle, ha quedado con las siguientes secuelas: pérdida paulatina del ojo izquierdo, cicatriz en la cabeza, depresión, pérdida de memoria y dos hernias.

Basado en su experiencia electoral y en los fraudes, Ciudadanos por la Libertad presentó a la comunidad internacional desde marzo del 2018 una propuesta concienzuda de reformas electorales e hizo sus valiosos aportes a la mesa multisectorial pro reformas electorales.

El autor es exministro y exdiputado.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: