Jonathan Loáisiga está en su tercer año con los Yanquis de Nueva York y se espera que tenga más oportunidades que en los anteriores. La Prensa/AFP

La eterna batalla de Jonathan Loáisiga reflejada en sus tres primeras actuaciones

Jonathan Loáisiga tiene una bomba en su brazo de lanzar, el problema es que no controla su estallido. Es de esos jugadores desbordados en talento, pero que todavía no aprueba el examen final de conducir

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: