Raúl Leguías, Róger Mayorga y Salvador Dubois, los nicas con más años en jugar en el extranjero. LA PRENSA/ CORTESÍA

Raúl Leguías alcanza el récord de Róger Mayorga y Salvador Dubois que parecía imposible de lograr

El delantero nacido en Panamá, Raúl Leguías, se convirtió en el tercer nicaragüense que  juega a los 38 años en el futbol extranjero

La carrera de los futbolistas es corta. Son muy pocos los jugadores en el mundo que juegan a los 38 años y la cantidad que lo hace fuera de su país es más escasa por lo que implica cumplir con las exigencias en ligas extranjeras, algo de lo que Raúl Leguías se siente orgulloso porque a esa edad disputó su segundo partido completo con el Palmares de la Liga de Ascenso de Costa Rica.

Puede interesarte: Nicaragua rechaza dos partidos amistosos ante Panamá para enfrentar a Guatemala

El delantero nacido en Panamá y nacionalizado nicaragüense en 2011 se convirtió en el tercer pinolero que  juega a los 38 años en el futbol extranjero, tras los mejores jugadores en la historia del futbol nacional: los porteros Róger Mayorga y Salvador Dubois, quienes están entre los extranjeros más destacados que han pasado por el futbol hondureño. Mayorga se retiró a los 38 años en el Estrella Roja de la Segunda División catracha y Dubois salió del Motagua en la temporada 1971-72 faltando dos meses para cumplir la misma edad.

«Para mi significa algo muy grande igualarlos a ellos porque han sido la máxima expresión en el futbol internacional en representación de Nicaragua y todo lo que uno alcance en una nación es para catalogarlo como muy grande porque en cada logro existe un gran sacrificio. Para mi es un honor cada cosa que he podido lograr en este bello país que me aceptó como un nica mas con mucho orgullo», indica Leguías desde Costa Rica donde lleva jugando los últimos dos años.

Leguías aseguró que se siente en buenas condiciones para mantenerse en ese nivel. «A estas alturas uno se conoce, si estoy aquí en un Liga de Ascenso con un futbol rápido donde todos quieren a subir a Primera es por algo. Si uno está bien, todo hablan bien de vos y te salen ofertas. Sentirse bien es una cosa y estar bien es otra, y las dos cosas las estoy pasando. He jugado sin lesiones y casi todos los partidos juego los 90 minutos. Sé que son los pocos los jugadores que llegan acierta edad con ese rendimiento y si lo tengo pienso que tengo que aprovechar para rendir al máximo», sostiene.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: