LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD

Hoy se cumplen

14
días

desde que nuestras instalaciones fueron tomadas y nuestro gerente general Juan Lorenzo Holmann fue detenido.

con las instalaciones tomadas y nuestro gerente general Juan Lorenzo Holmann detenido.

INSS solo ha recuperado el 16.52% de los afiliados que perdió en tres años de crisis. Se avecinaría reforma en 2022

Un especialista en seguridad social señala que la recuperación en el número de afiliados se está dando porque el Gobierno está metiendo más personal

Contenido Exclusivo CONTENIDO EXCLUSIVO.

Hasta el primer cuatrimestre del año el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) había logrado recuperar 31,556 de los 190,990 afiliados que habían perdido entre el 2018 y 2020, lo cual representa apenas el 16.52 por ciento del total cotizantes que salieron del Seguro Social en el contexto de la crisis política y social. The Economist Intelligence Unit (EIU) espera que en el 2022 habrá reformas a la Seguridad Social, pero estas serán insuficientes si no hay una solución a la crisis sociopolítca, que genera incertidumbre en las empresas e inversionistas.

Los datos del Banco Central que son suministrados por el INSS indican que hasta abril del corriente hay 754,762 afiliados, 31,556 más que en diciembre del año pasado cuando habían 723,206. No obstante con respecto al 2017 cuando habían 914,196, los números indican que hasta abril todavía hay 159,434 personas que no han podido recuperar su empleo, es decir que aún la institución está lejos de rescatar lo que perdió en los últimos tres años.

La urgente necesidad de recuperar afiliados se ve reflejada en sus finanzas, que cerraron en el primer bimestre con un déficit de 484.1 millones de córdobas, por encima de los 466.5 millones de córdobas en similar periodo del año pasado. Esto pese a que recibió una inyección de 2,084 millones de córdobas a finales de diciembre del año pasado, proveniente del Fondo Monetario Internacional (FMI), y a que en los últimos meses la entidad ha recuperado afiliados.

Donald Soza, exfuncionario del INSS y asesor independiente en seguridad social, expresó recientemente que aún manteniendo este ritmo de crecimiento no se lograría recuperar este año todos los afiliados perdidos desde la crisis política. Pero además expuso que si se toma en cuenta la incertidumbre por ser un año electoral, no se descarta la posibilidad de que vuelva a ocurrir una fuga de cotizantes.

Lea además: Préstamo del FMI que fue transferido al INSS cayó en «saco roto», Gobierno no logra estabilizar crisis del instituto

Por su parte un especialista en seguridad social, que pidió fuera omitido su nombre, señala que la recuperación en el número de afiliados se está dando porque es el Gobierno que está metiendo más personal, ya que la empresa privada aún sigue asfixiada por las políticas establecidas por el régimen.

“Ese crecimiento se está dando porque el Gobierno está inscribiendo más a trabajadores, es los más seguro, porque ahorita sigue en contracción la empresa privada y la mayoría no está contratando más personal. Y hay una cosa bien importante y es que este año es electoral y se está generando mucha incertidumbre y las empresas no quieren invertir porque no ven un panorama claro, aquí se siente como que esto está a punto de reventar y viene una crisis peor que la del 2018”, dijo la fuente.

Cualquier reforma no dará solución

De hecho, un análisis de The Economist Intelligence Unit (EIU), correspondiente a mayo pasado, señala que este año el Gobierno tendrá que absorber los grandes déficits que seguirán registrando en el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) y otras empresas estatales.

Pero dice que posiblemente el próximo año se aplique una nueva reforma al Seguro Social. “Es probable que el Gobierno se embarque en una nueva ronda de reformas de la seguridad social, que ayudarán a reducir el déficit del SPNF al 2.1 por ciento del PIB en 2022. Sin embargo, es probable que la mejora de las finanzas del INSS sea de corta duración; creemos que en la ausencia de una resolución al conflicto político y mejoras significativas para el negocio medioambiente, el INSS no podrá ampliar su base de contribuyentes a un ritmo sostenible”, expuso.

Lea también: INSS gana más de 13,000 afiliados en enero, pero aún es insuficiente para alcanzar el nivel antes de la pandemia

¿Qué sectores han recuperado más afiliados?

De nueve sectores que registra el INSS, solo electricidad, gas y agua reporta una reducción de afiliados en el primer cuatrimestre del año.

El sector que reporta un mayor crecimiento es la industria manufacturera, que logró afiliar a 12,301 personas, pasando de 153,277 en diciembre del año pasado a 165,578 en enero del corriente, un aumento de 8.02 por ciento.

El segundo sector que mostró una mejora fue servicios comunales, sociales y personales , que en diciembre tenía 260,197 afiliados y en abril alcanzó los 267,205, lo que implica un aumento de 7,008.

En tercer lugar se encuentra el sector agropecuario, silvicultura, caza y pesca que registra 4,925 nuevos cotizantes, al pasar de 67,175 en diciembre a 72,100 en abril. Este comportamiento se da precisamente con la preparación e inicio de la temporada de siembra de primera, que arrancó en mayo.

Luego se encuentra el sector comercio, que no muestra un crecimiento fuerte, ya que en diciembre tenía 104,410 asegurados y en abril llegó a 106,919, es decir 2,509 más, pese a que antes de la crisis política era un sector más grande que la manufactura, quien en este momento tiene más asegurados.

Las estadísticas muestran que en diciembre de 2017 comercio tenía 186,229 afiliados y hasta abril del corriente tiene 106,919 trabajadores, esto indica que aún no ha podido recuperar 79,310 empleos formales.

Otro sector que llama la atención es el financiero, el cual hasta abril ganó 2,039 afiliados, pese a que el Índice Mensual de la Actividad Económica (IMAE) de marzo indica que la actividad financiera disminuyó 7.9 por ciento, debido a menores entregas de créditos.

Hasta diciembre del año pasado en el sector financiero habían 67,713 trabajadores y en abril sumaban 69,752, pese a que en enero del corriente cerraron 26 sucursales y ventanillas. Además si se compara con respecto a los números que se tenían en diciembre del 2017, previo a la crisis, se logra ver el impacto, puesto que desde la fecha no se ha logrado recuperar 17,484 empleos.

Puede interesarle: ¿Por qué los pensionados y cotizantes deben prepararse para una nueva y dura reforma al INSS?

¿Qué está pasando con el sector construcción y minas?

En el caso del sector construcción, ganó apenas 1,806 nuevos afiliados hasta abril, ya que en diciembre habían 22,093 cotizantes y en abril alcanzó los 23,899, cuando este año había perspectivas positivas con la ampliación de la cartera del sector público. Sin embargo, el crecimiento está acorde con el IMAE de marzo, que indica que la actividad mostró un crecimiento 4.6 por ciento acumulado entre enero y marzo.

Pero el crecimiento más raquítico se observa en el sector de minas y canteras que apenas captó 258 nuevos afiliados, pese a que el IMAE indica que esta actividad creció 27.8 por ciento hasta marzo y un 50.2 por ciento con respecto a igual lapso del año pasado, debido a aumentos en la extracción de oro y otro materiales. De hecho el oro se ha posicionado como el principal producto de exportación de Nicaragua y hasta mayo ha generado 344.9 millones de dólares, el 22.35 por ciento del total de las exportaciones.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: