Christoph Bundscherer: "Nicaragüenses superen las divisiones"

A Rajatabla - 11.05.2020
Christoph Bundscherer

Bundscherer nació el 9 de julio de 1958 en Landshut, Alemania. Se casó hace 30 años y tiene una hija. Es abogado y diplomático de profesión. Ha dedicado gran parte de su vida profesional a diferentes cargos diplomáticos en la cancillería alemana y en embajadas de ese país en Caracas, Nairobi, Brasilia y Lima. Actualmente representa al Gobierno de Alemania en Nicaragua.

Por Ana Cruz 

Al embajador Bundscherer le gusta viajar. La primera vez que llegó a Nicaragua fue en 1980 de “mochilero” y asegura que las cosas más locas que ha hecho en su vida es viajar a países que se encuentran en guerra civil.

¿Sabe por qué le pusieron su nombre?
Mis padres ya deben haber sabido que yo sería un viajero. San Cristóbal es el santo patrón de los viajeros.

¿Cuál fue su juguete preferido cuando era pequeño?
Legos.

¿Qué olor lo traslada a su infancia?
El olor de la naturaleza después de la lluvia.

Si fuese capaz de cambiar algo en el mundo, ¿qué cambiaría?
Acabaría con la ignorancia.

¿Qué lo pone nervioso?
La verborrea.

Si pudiese saber sola una cosa del futuro, ¿qué preguntaría?
¿En qué año fue que eliminaron la pobreza?

¿Cine o teatro?
Teatro.

El último libro que leyó.
Nicaragua-Un guía turístico.

¿Qué quería ser de adulto cuando era niño?
Periodista.

¿Qué es lo más loco que ha hecho?
Viajar a países en guerra civil.

¿Sin qué invento no concibe el mundo?
La rueda y el internet.

¿Qué comida no puede rechazar?
Churrasco brasileño y pastel de limón.

¿Un sueño no cumplido?
Aprender la lengua árabe.

¿A qué personaje, vivo o muerto, le gustaría conocer?
A mi abuelo, quien murió joven.

¿A quién admira?
A todos los que están luchando por un futuro mejor de su país.

Un mensaje para los nicaragüenses.
¡Superen las divisiones!

Sección
A Rajatabla