Nicaragua baila al son de chicheros

Periscopio - 01.06.2021
711-MAG-Periscopio4-3

Una fiesta típica nicaragüense sin chicheros es como un sándwich de mortadela sin mortadela. No sabe a nada. La algarabía de este tipo de música le pone ambiente a cualquier velada.

En Nicaragua las fiestas patronales de cada municipio, las corridas de toros, fiestas, entierros e incluso las campañas políticas suelen ser acompañadas al son de chicheros.

Según algunos historiadores la tradición se remonta a los tiempos de la colonia cuando los españoles en aras de propagar la religión entre los indígenas, aceptaron que algunas de sus costumbres fuesen incorporadas.  La música, la danza y la gastronomía indígena se fundieron con las festividades católicas.

Pero los chicheros tal y como los conocemos hoy, no surgieron sino hasta mediados del siglo XIX.

Los primeros instrumentos indígenas que acompañaron en un inicio las procesiones eran tambores, ocarinas, flautas, chischiles, pitos. Más tarde aparecieron la chirimía y la marimba.

Un antecedente importante de los chicheros nicaragüenses son las bandas de guerra militares. Estas tenían la función de elevar la moral de los soldados en el campo de batalla y utilizaban tanto instrumentos de viento como de percusión.chicherosEn Europa las bandas filarmónicas estaban en gran boga y se extendieron a toda América. En tiempos de José Santos Zelaya en Nicaragua la Banda de los Supremos Poderes, se convirtió en la mejor de toda el área centroamericana. Una escuela de la que salieron grandes músicos nicaragüenses.

Esos músicos propagaron sus conocimientos en todo el territorio nacional y de ahí nacen las bandas callejeras  que el pueblo llamó chicheros. Dicen que el origen del sobrenombre se da porque a los músicos de aquel entonces se les pagaba mitad en dinero y mitad en comida y bebida.

La bebida tradicional que se brindaba en las fiestas de ese tiempo era la “chicha bruja”, una bebida alcohólica hecha de maíz fermentado. Los músicos se emborrachaban con tres vasos o jícaras de chicha y de ahí surgió el apodo.

Un tambor, un bombo, platillos, clarinetes, trompetas, trombones y tubas, forman el conjunto de instrumentos que caracteriza a estas bandas de música. El son de toro o de cachos más representativo es La pelota, de autor desconocido y también Mamá Chilindá y El Zopilote. Pero los chicheros también tocan melodías más solemnes como marchas fúnebres y religiosas.

Salvador Cárdenal Argüello (q.e.p.d), musicólogo, fundador de Radio Güegüense, señala en el libro “Nuestra música y danzas tradicionales”: “Los músicos formaban parte de un gremio que con sus propios esfuerzos formaban escuelas y orquestas. No recibían ayuda estatal y el pueblo, en general, los calificaba burlonamente de chicheros. Nuestros mejores filarmónicos sufren no pocas veces el desprecio y (muchos) murieron en la pobreza, dejando a pesar de ello un legado cultural importante para el país”.chicheros

Sección
Periscopio