Intensamente

Aun con el antecedente de Toy Story 2 , la bonanza de secuelas de Pixar que incluye a Cars 2 , Monster’s University y la inminente Finding Dory puede interpretarse como una capitulación ante los designios del mercado. Si al público le gustó algo, vuelve a vendérselo.