Demócratas pierden diez gobernadores

El Partido Republicano arrebató al Partido Demócrata al menos 10 de los 37 gobiernos de Estados sujetos a elección el martes, entre ellos algunos Estados cruciales para las elecciones presidenciales de 2012.

Mea culpa de Obama ante paliza electoral

El presidente estadounidense Barack Obama admitió ayer que sufrió una “paliza” con la victoria electoral de los republicanos en las elecciones de medio mandato, debida según él a “la gran frustración” de los ciudadanos por el mal estado de la economía.

Hay que conocer al adversario

Teóricamente, si se aplicara la ley y se respetara la Constitución Política de Nicaragua sería factible resolver la crisis, evitar que el país caiga en las garras de una nueva dictadura, fortalecer la democracia, ampliar las libertades públicas e individuales e impulsar el crecimiento económico y el desarrollo social que tanto necesita la población nicaragüense.

Amenaza de muerte a legisladores EE.UU.

Al menos una decena de legisladores demócratas ha tenido que pedir protección ante las amenazas de muerte, actos de vandalismo y epítetos que han recibido por apoyar la reforma de salud, lo que revela las tensiones que ha desatado la iniciativa en EE.UU.

Los Demócratas y la empresa de telecomunicaciones de Haití

Joseph P. Kennedy II dejó de lado por un momento sus asuntos petroleros con Hugo Chávez el mes pasado, para responder a una columna que escribí sobre otro de sus emprendimientos. Se trata de un contrato de 1999 entre Fusion Telecommunications, donde Kennedy formaba parte de la junta directiva, y el monopolio estatal de telecomunicaciones Haití Teleco.

Otro impulso a la reforma

Un pequeño grupo de representantes demócratas que se opusieron a la reforma de salud la primera vez que fue considerada en la Cámara baja podría ser ahora la audiencia más importante para la nueva propuesta que presentará mañana miércoles el presidente Barack Obama.

Debate por juicio en Nueva York a sospechosos del 11/S

Los políticos republicanos, y algunos demócratas, criticaron la decisión del gobierno del presidente Barack Obama, de trasladar a Nueva York y juzgar allí a cinco supuestos terroristas vinculados a los ataques del 11 de septiembre de 2001.