Desempleo sin freno

El índice de desempleo de la zona del euro alcanzó el nivel más alto de que se tenga registro conforme la crisis de la deuda lleva la economía hacia una recesión y hace que las empresas eliminen puestos de trabajo.

España y la crisis

España afronta una crisis a tres bandas. La más evidente es la económica. Esa es la madre del cordero. La crisis económica tiene elementos financieros y fiscales y se expresa en un altísimo nivel de desempleo, especialmente entre los jóvenes, todo es consecuencia de la debilidad tradicional del tejido productivo nacional: poca innovación y escasa productividad.

Baja tasa de desempleo en EE.UU.

El índice de desempleo en Estados Unidos bajó dos décimas y se situó en el 8.1 por ciento en agosto, un mes en el cual la economía tuvo una ganancia neta de 96,000 empleos, informó ayer el Departamento de Trabajo.

Abogan por modelo dual para combatir el desempleo

Las cámaras de comercio españolas abogan por implantar en España el modelo de formación dual alemán (combinación de estudios y aprendizaje), con el fin de combatir el elevado desempleo juvenil que roza ya la tasa del 53 por ciento.

Desempleo en EE. UU. no baja

Las últimas estadísticas laborales de EE. UU. enviaron ayer señales mixtas, con un repunte de una décima en la tasa de desempleo, hasta el 8.3 por ciento, pese a la creación de 163,000 trabajos, más de lo esperado.

Desempleo no da tregua

El índice de desempleo de la zona del euro alcanzó el punto más alto del que se tenga registro conforme la profundización de la crisis de la deuda y de la desaceleración económica que lleva a las compañías a eliminar puestos de trabajo.

Desempleo en la zona euro se mantiene en 11,2%

El desempleo en la zona euro se mantuvo en junio en 11,2%, su récord histórico, con una constante degradación en España sumida en planes de ajuste y con riesgos de aumentar incluso en países como Alemania o Austria, hasta ahora con las mejores perspectivas laborales.

Crisis en España ya golpea a otros países

Aldeas enteras del norte de Marruecos que dependían de las remesas enviadas por sus familiares en España sufren ahora las consecuencias de una crisis que para ellos ha significado el retorno a la precariedad.