Aviso a los periodistas

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), no descansa y hace sonar las alarmas, en Chile, en Bolivia, en Brasil, en Argentina, y desde hace más, en Nicaragua y Venezuela, y desde mediados del siglo pasado en Cuba