Una semana impactante

¿Qué efectos podría sentir Nicaragua? La caída del petróleo debería de beneficiarnos, en la medida que esta bonanza se traspase a los consumidores. Por otro lado, una recesión mundial podría golpear nuestras exportaciones y remesas y dañar aún más a nuestra averiada economía